'Colonia Dignidad: Una secta alemana en Chile': una aterradora docuserie de Netlix que arroja luz sobre los abusos y torturas del culto nazi
Críticas

'Colonia Dignidad: Una secta alemana en Chile': una aterradora docuserie de Netlix que arroja luz sobre los abusos y torturas del culto nazi

HOY SE HABLA DE

Colonia Dignidad: Una secta alemana en Chile’ es una serie de televisión documental que narra lo ocurrido en la colonia aislada establecida en Chile dirigida por el fugitivo alemán Paul Schäfer durante la dictadura militar de Augusto Pinochet en la década de 1970 hasta los 90. La producción de Netflix consta de 6 episodios, cada uno con una duración de entre 45 y 60 minutos.

El caso "Colonia" se destapó hace no tantos años y está generando un nuevo revuelo gracias a nuevos documentales y series que están denunciando e informando sobre lo ocurrido hace 50 años. Por tanto, el documental de Netflix, no es el primero de este tipo que aborda el caso de esta especie de secta que trasladó el nazismo a América Latina. En 2015, Emma Watson y Daniel Brühl protagonizaron la película ‘Colonia’, que trataba lo ocurrido mientras conectaba la historia con el convulso periodo político de Chile en los 60 y 70.

La Colonia a través del documental

Ya en 2020 se estrenaron dos grandes piezas alrededor del tema. Otro documental ‘Songs of Repression’ (2020) se presentó en el Festival Internacional de Cine Documental de Copenhague mientras que la terrorífica ‘La casa lobo’ (2019) contaba de forma abstracta las secuelas y traumas de una chica que escapa de la colonia a través de una pesadilla de papel maché y pintura digna de Jan Švankmajer, pese a que para comprenderla del todo hay que conocer bien el caso.

Por eso, esta serie es una buena introducción a todo lo que pasó allí, incluso teniendo detalles y datos sobre las horribles atrocidades cometidas en el campamento de boca de diferentes miembros de la colonia, dotando al relato de varias perspectivas que presentan una realidad donde los culpables y las víctimas se mezclan, dado el nivel de lavado de cerebro que incluso pasaban los miembros jerárquicamente mejor colocados.

Su líder fue el predicador alemán Paul Schäfer manipulador que doblegaba la voluntad de todos los habitantes del lugar, que utilizaba como un complejo subterfugio para esconder y normalizar horribles abusos sexuales que sufrían principalmente los niños de la colonia, que eran llevados a él por las noches durante diferentes generaciones y décadas, sin que realmente haya mucha información de cuantos pudieron pasar por la penosa situación, con apenas algunos detalles de supervivientes.

Schafer

Más que abusos sexuales y pederastia

Schäfer Había formado parte de las Juventudes Hitlerianas y, tras ser acusado ya de abusos en Alemania, viajó a Chile con intención de llevar su ideología militar nacionalista a Sudamérica. El documental nos lleva a través de los primeros años de la colonia y cómo surgió mientras el alemán se hacía líder. Gracias a los colonos, hay muchísimo material de fotos y videos de la época, que combinado con recreaciones sutiles, crean una atmósfera verdaderamente escalofriante, diferente a cualquier relato de sectas que hayamos visto hasta ahora.

El abuso sexual fue predominante durante el gobierno de Paul Schäfer, que para hacernos una idea se estableció en 1961, hasta 1997, aunque la colonia estuvo operativa hasta 2007. Pero la actividad criminal va más allá. Hay tráfico de armas, asesinatos políticos, torturas, trata de personas y acoso. Sin embargo, todas las actividades estuvieron bajo el ámbito de Internamiento y Asesinato de Disidentes, y todo esto se llevó a cabo bajo la dirección del General Augusto Pinochet y Paul Schäfer.

Colonia2

‘Colonia dignidad’ muestra cómo Paul Schäfer fue acusado de abuso infantil, acoso sexual, asesinato de disidentes y las actividades de crueldad y tortura cometidas con estos. También dentro de la Colonia hay un relato en primera persona de habitantes que sufrían y pasaban por torturas, explotación laboral o secuestro. Las formas de lavado de cerebro de la Colonia normalizaban cosas como electroshock en los genitales por hablar entre chichos y chicas, que además eran tratadas como parias, humilladas y maltratadas, dentro de la organización.

Un apéndice de la dictadura

La parte más política del documental muestra de forma concisa el escenario político y el golpe de Augusto Pinochet, cuyas ideologías militares se parecían a las de Hitler y encajaba muy bien con la dinámica de Paul Schäfer cuya ideología, y las técnicas de dictadura que aplicaba eran casi similares. No tarda en explicarnos como la colonia se fue aislando, vallando y encerrando en sí misma de tal modo que funcionaba como un campo de concentración, en la que cualquier fugado se perseguía con perros y luces nocturnas. Aterrador.

Hay segmentos sobre los disidentes asustados que luchaban por salir de la Colonia. Fosas comunes, salas de tortura, familiares que buscan a sus desaparecidos... sin embargo, las partes más horribles de ‘Colonia Dignidad’ son los relatos de los niños, ahora adultos, que solían vivir en el hogar de jóvenes, y nos dan idea de quiénes eran las principales víctimas, cómo Schäfer vampirizaba la pobreza y la desesperación de los pueblos de alrededor para aprovecharse de las familias y secuestrar a sus hijos. Temibles los vídeos de algunos llorando cuando les querían sacar de la Colonia.

Colonia Dignidad

‘Colonia dignidad’ es un relato espeluznante y duro, en el que las diferentes barbaridades que ocurrían parecer relativizarse por la naturalidad con la que sus protagonistas hablan de ello, o incluso por el ámbito político que da impresión de disipar la gravedad de lo ocurrido, pero probablemente sea la docuserie sobre sectas más reveladora de los últimos años, por cómo explica y aclara las diferentes actividades en las que está implicada, aunque lamentablemente incluso con seis episodios, el aislamiento parece haber dejado todavía muchos ángulos muertos de lo que ocurría tras los muros de la colonia.

Temas
Inicio