Compartir
Publicidad
'Millennium: Lo que no te mata te hace más fuerte': su nombre es Salander, Lisbeth Salander
Críticas

'Millennium: Lo que no te mata te hace más fuerte': su nombre es Salander, Lisbeth Salander

Publicidad
Publicidad

Nota de Espinof

Independientemente de si hemos disfrutado o no de sus andanzas literarias, es de lo más justo reconocer lo trascendente e icónico de un personaje como Lisbeth Salander. Ya sea gracias a su tratamiento, a su magnético carácter o simplemente por su atractivo aspecto, la protagonista de la saga 'Millennium' de Stieg Larsson era especialmente proclive a funcionar en adaptaciones audiovisuales alejadas del papel de su medio original.

Después del abrazo a la trilogía original protagonizada por Noomi Rapace, readaptada al formato de miniserie en 2010, y de la maravillosa —aunque discreta en popularidad— 'Los hombres que no amaban a las mujeres' del infalible David Fincher; contar con nuevas novelas sin trasladar a la gran pantalla hacía que fuese cuestión de tiempo ver de nuevo a la prestigiosa hacker sueca en salas de cine.

En esta ocasión ha sido el director uruguayo Fede Álvarez el encargado de ello, firmando un filme de suspense que, pese a mantener intacto el estilo de sus predecesores en términos generales, se desvía estos en cuanto a tono se refiere; convirtiendo a 'Lo que no te mata te hace más fuerte' en una entretenidísima y satisfactoria aproximación en clave bondiana a la heroína de Larsson —y a sus pintorescos villanos—.

Durante gran parte de las dos horas de metraje que dan forma a esta última entrega de la saga 'Millennium' se hace complicado no acudir de forma prácticamente automática a la gloriosa 'Skyfall' de Sam Mendes: la aventura número 23 —según dicta el canon— del espía británico James Bond, con la que lo nuevo de Álvarez tras 'No respires' comparte buena parte de su código genético a nivel conceptual y temático.

Millennium

De este modo, 'Lo que no te mata te hace más fuerte', ofrece un viaje con cierto poso freudiano a través de la mente de Lisbeth Salander, realizando un estudio de su psique —algo superficial en cómputo global— y permitiéndonos conocerla más a fondo a través de sus traumas y deudas pendientes con el pasado; instándola a enfrentarse a los fantasmas que la han convertido en la mujer que es hoy día y que continúan atormentándola.

Todo este estudio de personaje viene presentado bajo el prisma de un thriller tecnológico en el que el disparatado uso de las herramientas informáticas —prácticamente deus ex machina compuestos por ceros y unos— tiene tanto peso como la previsibilidad de un guión que, pese a resultar sobradamente efectivo a la hora de divertir al respetable, revela sus cartas de forma muy obvia y prematura, tirando sus muchos giros dramáticos por la borda.

The Girl In The Spiders Web Movie Claire Foy Y1428

Pero ante esta falta de sorpresa, la mencionada esencia bondiana del largometraje hace acto de presencia elevando el conjunto y enriqueciéndolo con unas secuencias de acción sorprendentes y filmadas con una precisión asombrosa, y con una visión de la protagonista que convierte a Claire Foy en una especie de vigilante cinematográfica definitiva: carismática, poderosa y tan letal como frágil.

Aunque 'Lo que no te mata te hace más fuerte' no deje de ser un pastiche de ideas fantásticamente integradas entre sí, la portentosa puesta en escena de Fede Álvarez, su intachable factura técnica y su absurdamente enrevesada y amena trama, pese a no conseguir que olvidemos el acercamiento de David Fincher a la saga, dan forma a un entretenimiento notable que invita a desear que Lisbeth Salander regrese cuanto antes para impartir justicia en nuestras pantallas, al menos, una vez más.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio