"¡No folla nadie!": el gran problema del cine de superhéroes según Steven Soderbergh

"¡No folla nadie!": el gran problema del cine de superhéroes según Steven Soderbergh
53 comentarios

Martin Scorsese, Ken Loach, Ridley Scott, Francis Ford Coppola, Roland Emmerich... la lista de directores que han criticado con mayor o menor dureza el cine de superhéroes comienza a ser demasiado extensa como para tomarla demasiado en serio. Pero entre ataques, a veces, con mucho menos fundamento del deseable, Steven Soderbergh ha alzado la voz para señalar el gran problema de este tipo de producciones.

El quid de la cuestión

El cineasta responsable de títulos como 'Traffic', 'Oceans 11' o 'Contagio' se ha desmarcado de sus colegas mencionados anteriormente dejando claro que, aunque no se plantee dirigir un largometraje superheróico, no tiene ningún tipo de prejuicio ni menosprecio hacia el subgénero. Así respondió en una entrevista con The Daily Beast a la pregunta de si se pondría a las riendas de una adaptación pijamera.

"La verdad es que no, y no soy ningún snob; no creo que sean de un nivel inferior, de ningún modo. En realidad, es cosa del universo que ocupas como narrador. Tengo los pies demasiado en la tierra como para adentrarme en un universo en el que las físicas newtonianas no existen. Tengo poca imaginación en ese sentido".

Dicho esto, Soderbergh subrayó el que, para él, es el elemento más desconcertante de este tipo de historias —que, por norma general, suelen estar protagonizada por gente bastante atractiva y en bastante buena forma, lo cual parece bastante contradictorio—.

"Además, en muchas de ellas, para que pueda entender cómo funciona el mundo y cómo escribir o supervisar la escritura de la historia y los personajes, más allá del hecho de que puedo doblar el tiempo y desafiar la gravedad y disparar rayos con los dedos, no se folla. ¡No folla nadie! No sé cómo decirle a la gente cómo debe comportarse en un mundo en el que eso no existe".

"El universo del espectáculo de fantasía, por lo visto, no suele tener demasiado sexo. Y también hay otras cosas como, ¿Quién paga a esa gente? ¿Para quién trabajan?"

Personalmente, nunca me había planteado que, en efecto, hay una tremenda escasez de escenas de acción horizontal —jé— en las producciones de superhéroes actuales. Por suerte, siempre nos quedará 'Peacemaker'.

Temas
Inicio