Qué ver en Netflix: una sátira sobre el mercado laboral tan surrealista como deliciosamente punk que pasó injustamente bajo el radar
Netflix

Qué ver en Netflix: una sátira sobre el mercado laboral tan surrealista como deliciosamente punk que pasó injustamente bajo el radar

Este año nos hemos quedado prendados con 'Separación', una de las sorpresas del año que ha conseguido, desde un plano cercano a la ciencia ficción pero también muy surrealista, hacer un mordaz comentario sobre los ambientes laborales modernos. Desde los ambientes alienantes, la inquietante dirección tratando de mantener a raya a los empleados a, incluso, los costes a pagar para poder medrar en el sistema.

No es la única ficción que ha tratado de plasmar las agotadores sensaciones derivadas del trabajo de oficina y de la explotación laboral en el sistema capitalista moderno. Viene a la mente, por ejemplo, la desternillante 'Trabajo basura' de Mike Judge, que bien merece ser rescatada. Aunque también lo merece una original y muy discreta pieza de culto llamada 'Sorry to Bother You', que desde hoy se puede ver en Netflix al incorporarse al catálogo.

Cuando el destino te llama

Esta pequeña sensación de Sundance 2018 fue el debut en la dirección de Boots Riley, el músico activista que ha prestado su voz en proyectos como The Coup o Street Sweeper Social Club junto al guitarrista de Rage Against the Machine, Tom Morello. Sus canciones han girado habitualmente alrededor de las desigualdades sociales y económicas de la sociedad moderna, y eso se traslada también a su ópera prima que también escribe -y, por supuesto, realiza la banda sonora-.

En 'Sorry to Bother You' seguimos a un trabajador negro de a pie (Lakeith Stanfield) dedicado al marketing telefónico, frustrado ante su monótono y poco edificante trabajo donde no consigue progresar. De repente, le descubren la clave para progresar en la empresa y también en cualquier ámbito laboral y económico que se le presente: aparentar tener voz de persona blanca.

Es algo que choca bastante, pero tiene éxito casi al instante, y nuestro trabajador empieza a escalar peldaños a pares dentro de la compañía, que también intenta quedar bien de cara a la galería por sus polémicas en torno a las condiciones laborales. Riley luego desarrolla más estos sapos que los trabajadores de los escalafones más bajos tienen que tragar en aras de salir de esa situación por alcanzar una que se les ha vendido como más deseable.

'Sorry to Bother You': mordaz y sorprendente sátira

Por supuesto, hay crítica a todos los aspectos que toca también el corporativismo, desde la desigualdad económica al racismo. Lo hace a través de interesantes referencias fílmicas, incluyendo algunas claras a Spike Lee, y también mucho surrealismo que hace realmente sorprendente la evolución que sigue, especialmente desde el ecuador hacia adelante.

Es mucho lo que trata de abarcar Riley, y trata de condensarlo en menos de dos horas. Pero no es innegable que tiene interesantes ideas que cuenta de manera interesante, tanto el narrativo como en lo puramente visual, y su espíritu punk -que ya lucía en su obra hiphopera- es tan innegable como agradecido.

'Sorry to Bother You' es una película destinada a no dejar indiferente a nadie y puede ser una de las grandes sorpresas para mucha gente, teniendo la oportunidad que no tuvo en cines con un estreno muy marginal.

Temas
Inicio