Publicidad

'Tropic Thunder: ¡Una guerra muy perra!', es bueno reírse de uno mismo

'Tropic Thunder: ¡Una guerra muy perra!', es bueno reírse de uno mismo
20 comentarios

Publicidad

Publicidad

El 26 de septiembre llegará a nuestras pantallas 'Tropic Thunder: ¡Una guerra muy perra!' ('Tropic Thunder'), la esperada comedia de Ben Stiller, escrita por él y por Justin Theroux e Etan Cohen (no es una doble errata, es que no es un hermano Coen). Sus protagonistas son el propio Stiller, Robert Downey Jr., Tom Cruise, Nick Nolte, Jack Black, Matthew McConaughey, Jay Baruchel ('Undeclared'), Steve Coogan ('Tristram Shandy') y Brandon T. Jackson.

Se trata de una parodia cinematográfica, pero, afortunadamente, no es una de esas "movies" –en este caso sería "War movie"—, sino que supera a esta saga en calidad, no sólo por sus dimensiones de producción, sino también por la gracia de sus chistes. Su parodia, al ser menos directa, es decir, al no calcar escenas de otros films para añadirles un simple toque, admite el desarrollo de un argumento y la aleja de esa acumulación de gags que puede llegar a cansar, especialmente cuando no tienen gracia, como ya venía ocurriendo con las últimas de aquellas.

El film comienza dando lo mejor que tiene que ofrecer. Se trata de unos cuantos tráilers falsos de películas que nunca existirán… o quizá mejor dicho, que ya existen. Tomando diferentes géneros y estilos e incluso sin pudor para decir de qué distribuidora sería cada uno, se inventan una película de gordos clónicos y chistes de pedos, como las de Eddie Murphy, pero con Jack Black; una de monjes homosexuales, y una franquicia de acción con Ben Stiller como protagonista. No entro en detalles para que lo podáis disfrutar más, pero el caso es que han sabido acercarse a cada tipo de film perfectamente. A partir de aquí, vemos una escena bélica con un argumento similar al de 'Salvar al soldado Ryan' para en seguida descubrir que nos encontramos en un rodaje: los actores que aparecían en las películas de los tráilers anteriores son los protagonistas de ésta. Una voz en off relata cómo se ha llegado a esa situación –probablemente no tan terrible como el verdadero rodaje de 'Apocalypse Now'— y logra aquí, de nuevo, una calidad de humor que no igualará más tarde en la película.

Coogan es el director y Cruise, el productor. Como este último ve que el rodaje no está yendo adelante, amenaza al inglés con despedirlo, por lo que él se alía con el escritor de la novela en la que se basa su guión (Nolte) para dejar a los actores en mitad de la selva y grabar con cámaras ocultas. Con ello quiere conseguir autenticidad en las interpretaciones, pero logrará más de la que va buscando, pues una pandilla de traficantes de droga se comportará como los auténticos Vietcong.

Este argumento es tan rebuscado que llega al absurdo y, como tal, podría ser considerado parte del humor del film. Y es que son las bromas conceptuales, como por ejemplo, el acento de negro de Robert Downey Jr., lo mejor de toda la película –por contraposición a los chistes visuales o sorpresivos—. Al mismo tiempo, todo lo que es ironizar sobre el cine recibe también mi aplauso. La reflexión que hace el personaje de Downey Jr. sobre cuánto grado de subnormalidad hay que representar para llevarse un Oscar es genial en sí misma porque resalta esa tendencia de la Academia Estadounidense a premiar a quien hace de persona con problemas o afeada que puede sacar algo de quicio.

Es probable que con unos malos subtítulos –o sea, los que suelen circular por Internet— se pierda un gran porcentaje del humor, por ello recomendaría ver la versión subtitulada oficialmente o bien la doblada.

Las interpretaciones son el otro punto fuerte de 'Tropic Thunder'. Tom Cruise, con rellenos de carne y de vello corporal y con una calva de látex, es sin duda el más gracioso de todos. Stiller tiene la virtud de saber reírse mucho de sí mismo –después de ver en 'Reality Bites' que no pegaba de galán— y por ese motivo, su interpretación es quizá la segunda mejor. Matthew McConaughey por primera vez actúa de forma que puedo decir que tiene capacidades cómicas. En el caso de Downey Jr. es su personaje lo que aporta la carcajada, pero su interpretación está a la altura. Nick Nolte también merece una mención, pero de nuevo el humor de su personaje está en la parodia que representa de los veteranos de guerra, con los que tanto nos ha dado la tabarra el cine bélico. Los demás actores están correctos. Aquí ya entrarían las preferencias personales, gracias a las que unos espectadores encontrarán más graciosos a unos actores y otros a otros.

En definitiva, una película muy divertida a la que no hay que buscarle más vueltas que las de reírse un rato. El encumbramiento exagerado de todos sus intérpretes en los últimos tiempos hace que nos parezca que tuviese que tratarse de algo más elevado que una comedia más. Considero que buscarle otros valores sería entrar a formar parte de todo lo que la película parodia. En mi opinión, consigue lo que tiene que conseguir: hacer reír. Y eso ya es más que suficiente.

Más información en Blogdecine sobre 'Tropic Thunder'.

ADVERTENCIA: Por lo que dicen, en los cines de la cadena Cinesa no se exhibe la película por algún problema que suponemos que se deberá al suministro de las copias o a un desacuerdo entre partes (distribuidora-exhibidores). Por lo tanto, mientras la situación no se resuleva, será mejor elegir otra sala para verla.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir