Publicidad

Muere Brian Dennehy, uno de los actores de carácter más emblemáticos de los ochenta

Muere Brian Dennehy, uno de los actores de carácter más emblemáticos de los ochenta
32 comentarios

Se nos ha ido una leyenda. El gran Brian Dennehy ha fallecido a los 81 años, dejando un legado imborrable plagado de grandes clásicos del cine, éxitos de videoclub, series de televisión y cine de puro culto. Uno de los grandes de los años 80 que supo robar escenas y películas como muy pocos.

La versatilidad por bandera

Ganador del Tony y del Globo de Oro, con una carrera en el cine, la televisión y las tablas que abarcó casi medio siglo, Dennehy ha sido siempre uno de esos rostros que engrandecían cualquier proyecto con su presencia. Desde que su papel de sheriff en 'Acorralado' lo catapultase al estrellato, la carrera de Brian Dennehy nunca titubeó, poniéndose al servicio de cineastas como Peter Greenaway, Alan J. Pakula, John Flynn, Ivan Reitman, Ron Howard, Lawrence Kasdan... una leyenda que siempre dio el máximo cuando también se ponía a las órdenes de otros más terrenales.

Nominado seis veces al Emmy, recientemente había sido visto en 'The Blacklist', '¡Tú la llevas!' o 'Knight of Cups', pero su recuerdo imborrable pertenece a títulos muy concretos y definitorios de un momento determinado. Brian Dennehy no se achantaba en un reparto coral como el de 'Silverado', lideraba otros repartos llenos de promesas como 'Código Azul', de John Mackenzie, donde comandaba una escuadra secundada por Bill Paxton, Joe Pantoliano o Jeff Fahey y emocionó a todos como padre de Chris Farley en el clásico 'Tommy Boy', una de esas comedias que funcionan a ritmo de corazón.

Nacido el 9 de julio de 1938 en Bridgeport, CT, Dennehy se unió al Cuerpo de Marines en 1958 y sirvió en Okinawa durante cinco años. Trabajo llevando un camión, fue carnicero y corredor de bolsa junto a Martha Stewart en Moness, Williams y Seidel en la ciudad de Nueva York.

Entre horas, Dennehy actuaba en obras de teatro por todo Long Island, perfeccionando sus habilidades en teatros, y luego en el Bucks County Playhouse en New Hope. Esa experiencia lo llevaría a papeles en el off-Broadway de Manhattan. Animado por las buenas críticas hacia su papel en la producción 'Streamers', de David Rabe, se mudó a Los Ángeles, donde se convirtió en actor profesional a la edad de 38 años. Empezaba la leyenda. Descanse en paz.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios