Publicidad

'Juego de Tronos': Emilia Clarke achaca sus escenas de desnudo a presiones para "no decepcionar a los fans"

'Juego de Tronos': Emilia Clarke achaca sus escenas de desnudo a presiones para "no decepcionar a los fans"
86 comentarios

Publicidad

Publicidad

Emilia Clarke defendió el sexo gráfico y la desnudez de 'Juego de Tronos' (Game of Thrones, 2010-2019) y pidió que los hombres y mujeres aparecieran igualmente desnudos en la pantalla durante sus ocho temporadas en la superproducción de fantasía de HBO. Ahora que la serie ha terminado, Clarke se ha abierto en una aparición en el podcast 'Armchair Expert' de Dax Shepard, asegurando que se sintió presionada para aparecer desnuda desde el principio, lo que llevó a otros proyectos asumiendo que estaría cómoda con ir desnuda.

"¡Que os jodan!"

Emilia

Durante su intervención, Clarke se explayó sin ningún tipo de miedo, señalando sin pudor a los productores de la serie:

"Soy mucho más inteligente [ahora] con lo que me siento cómoda y con lo que estoy de acuerdo en hacer. En su momento tuve peleas en el estudio de grabación, en las que defendía 'no, la sábana se mantiene arriba' y me decían 'no querrás decepcionar a tus fans de 'Juego de Tronos'. Yo solo pensaba ¡que os jodan!"

Cuando empezó 'Juego de tronos', Emilia tan solo tenía 23 años y era considerada una actriz inexperta en el mundo del cine y achaca a sus miedos y dudas respecto a poder perder el papel la razón por la que aceptaba las órdenes sin poner pegas para desnudarse en el plató:

"Acepté el trabajo y después ellos me mandaron los guiones. Al leerlos fue como: 'Oh, aquí está la trampa'. Acababa de salir de la escuela de teatro y lo asumí como un trabajo. Si estaba en el guion, entonces era claramente necesario".

No es casualidad que Clarke apareciera sin ropa en casi todos los capítulos de 'Juego de Tronos' de la primera temporada, y varios de la segunda y tercera. Luego las escenas de alto contenido sexual fueron disminuyendo según avanzaba la serie.

"Me sentía como que flotaba en la primera temporada. No tenía ni idea de lo que estaba haciendo. Nunca antes había estado en un plató como ese y de repente me encuentro en un plató completamente desnuda con toda esa gente y no sé qué se supone que debo hacer, qué se espera de mí, no sé lo que quieren y no sé lo que quiero. Si algo me hacía sentir mal, me iba al baño a llorar y después volvía para hacer la escena".

Además, Clarke ha confesado que Jason Momoa fue su gran apoyo durante la dura primera temporada, y su apoyo le reforzó para crear límites sobre cómo y cuándo aparecería desnuda en la serie.

"Definitivamente fue difícil, pero las escenas con Jason fueron maravillosas, porque él decía 'no cariño, esto no está bien'. Así que, él cuidó de mí, en un ambiente en el que nunca pensé que iba a necesitar que alguien lo hiciese".

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir