Compartir
Publicidad

Catalina llena de gracia

Catalina llena de gracia
1 Comentarios
Publicidad

Aunque estudió teatro desde los 14 años, Catalina Sandino Moreno, la revelación de María llena eres de gracia, jamás pensó que algún día se convertiría en actriz profesional. Y seguramente mucho menos imaginó que ganaría un Oso de Plata en el Festival de Berlín del 2004, el premio a la mejor actriz en el Festival de Seattle y que sería nominada al premio Oscar.

Todo, en su primer intento.

Catalina contaba con apenas veinte años y estudiaba publicidad cuando fue elegida entre 800 actrices para interpretar el rol principal en Maria Full of Grace, ópera prima de Joshua Marston. Había acudido a las pruebas de reparto a instancias de su madre y de una amiga, quienes la animaron a darse una oportunidad como actriz. Ella por poco no acude a la cita, cansada de sus fracasos constantes en los castings de comerciales publicitarios a los que se había presentado.

Catalina Sandino Moreno ha relatado en las incontables entrevistas que ha concedido en los últimos meses que la historia de María le hizo tomar la decisión que cambió su vida. Como la joven "mula" del narcotráfico que interpreta en el filme, Sandino Moreno ha dejado los estudios y gracias a las ganancias obtenidas por su trabajo, se ha mudado a Nueva York, para estudiar actuación en el prestigioso Lee Strasberg Institute.

Catalina se negó a ensayar la escena en la que su personaje ingiere 62 dediles (dedos de látex cortados de guantes quirúrgicos) rellenos de heroína "para sentir el mismo miedo que sintió María. Y aunque los que yo ingerí sólo contenían azúcar, aún tiemblo cuando recuerdo haber introducido esas cosas en mi cuerpo".

A ella le atrajo el papel de María porque "a pesar de convertirse en una mula y llevar drogas escondidas en su cuerpo a los Estados Unidos, no se trata de un personaje lleno de maldad. Todo lo contrario, lo hace para salir de la pobreza en la que vive".

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio