Compartir
Publicidad
Publicidad

La imprescindible Lee Remick

La imprescindible Lee Remick
Guardar
8 Comentarios
Publicidad

"Soy realmente una ama de casa que por casualidad es actriz"

Un 14 de diciembre nacía Lee Remick, que alternó sus trabajos cinematográficos con la televisión. Debutó a las órdenes de Elia Kazan, después trabajó para Martin Ritt, y Otto Preminger la lanzaría al estrellato con un atrevido personaje. De rostro peculiar, Remick era perfecta para personajes atormentadosm en cualquier contexto, y a los que siempre sacaba un gran provecho debido al control de sus capacidades dramáticas. A mediados de los ochenta fundó su propia productora, al lado de James Garner, especializándose sobre todo en la pequeña pantalla, medio en el que Remick fue enormemente popular.

Películas imprescindibles para un homenaje: 'Anatomía para un asesinato' ('Anatomy of a Murder', Otto Preminger, 1959), por perturbar a nada menos que James Stewart; 'Chantaje contra una mujer' ('Experiment in Terror', Blake Edwards, 1962), como aterrorizada presa de un inteligente criminal; 'Días de vino y rosas' ('Days of Wine and Roses', Blake Edwards, 1962), su única nominación al Oscar fue en la mejor película jamás realizada sobre el alcoholismo; 'Casta invencible' ('Sometimes a Great Notion', Paul Newman, 1972), como resignada mujer de un hombre con viejas costumbres; 'La profecía' ('The Omen', Richard Donner', 1976), como madre terrenal del mismísimo anticristo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos