Publicidad

‘Atrapa a un ladrón’: Javier Olivares lleva el clásico de Hitchcock a Argentina en una serie sencilla y ligera
Críticas

‘Atrapa a un ladrón’: Javier Olivares lleva el clásico de Hitchcock a Argentina en una serie sencilla y ligera

Publicidad

Publicidad

Que Javier Olivares, creador de 'El ministerio del tiempo', tiene cierta debilidad por Alfred Hitchcock no es ningún secreto (de hecho realizó todo un episodio homenaje a su figura). Así que el tener la oportunidad de jugar con una de las creaciones del maestro del suspense debe ser para él algo tan goloso como delicado.

Y es Viacom la que le da ese juguete: una serie de diez episodios basada en 'Atrapa a un ladrón' ('To catch a thief'), cinta protagonizada por Cary Grant y Grace Kelly. En esta ocasión la pareja está formada por Pablo Echarri y Alexandra Jiménez y en vez de la riviera francesa nos encontramos en Argentina.

Emitida en España semanalmente por Paramount Network (cada jueves a medianoche, para que luego nos quejemos de otras cadenas) y también disponible completa en Prime Video, 'Atrapa a un ladrón' comienza el día de la boda de Lola (Jiménez), una implacable policía que se casa con Juan (Echarri) sin conocer parte de su oscuro pasado.

Ese mismo día un gran golpe en un museo bonaerense lleva la firma del Gato, reabriéndose un caso que lleva años sin resolver. Juan decide volver a Argentina para intentar averiguar quién es el impostor que, no solo no se está haciendo pasar por él, sino que además ha incriminado a su tío Román (Roberto Carnaghi).

Un drama ligero y entretenido

Javier Olivares y Jordi Calafí aprovechan bien el tono que ya tenía la película de Hitchcock para llevárselo a su terreno y construir un drama ligero, con tintes cómicos, secuencias vibrantes cuando son necesarias y un sabor argentino (nunca mejor dicho, porque la banda del Gato trabaja en un restaurante) bastante agradable.

Los que conocemos la ficción de Olivares reconoceremos ahí sus propios recursos narrativos y su amor por las referencias, aunque no llegan al nivel de las de su anterior serie. Es más, pocas cosas de la producción que nos ocupan alcanzan las cotas mostradas en los últimos años.

De hecho, podríamos hablar de 'Atrapa a un ladrón' como un pequeño paso atrás en la trayectoria de su creador. No tanto en calidad, sino más en ambición. Pero esto no es un manchón en su carrera, al igual que la película no lo es en la de Hitchcock. A veces viene bien desmelenarse un poco y hacer una serie así descansando de "Ministerios", "Isabeles" y demás.

Echarri Con Monica Antonopulos Atrapa Ladron

Quizá sea también por la blancura de la propuesta. Una blancura en el sentido de que bebe directamente de los esquemas de la televisión y el cine clásico en los que hay una honestidad (y una sencillez) que hoy en día es un rara avis.

En definitiva, yo en lo personal he disfrutado con 'Atrapa un ladrón', pero no está exenta de unos tramos que se hacen algo largos y acaban por hacer algo pesada una propuesta llamada a ser ligera y entretenida.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir