Compartir
Publicidad

Entrevista al director y guionista Aharon Keshales: "Big Bad Wolves va más allá de lo que Hollywood nos enseñaría"

Entrevista al director y guionista Aharon Keshales: "Big Bad Wolves va más allá de lo que Hollywood nos enseñaría"
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El nombre de Aharon Keshales puede que no diga mucho a lo cinéfilos españoles, ya que 'Rabies' ('Kalevet', 2010), su ópera prima, aún no se ha estrenado en España. No obstante, 'Big Bad Wolves' (2013), su segundo largometraje que ha vuelto a escribir y dirigir junto a Navot Papushado, llegó a los cines de nuestro país este pasado miércoles -aquí podréis leer mi opinión sobre ella- y con motivo de ello hemos tenido la ocasión de charlar con él.

Keshales es un profesor y crítico de cine israelí que no se decidió a dar el salto y hacer sus propias películas hasta que Papushado, uno de sus alumnos, le planteó la posibilidad de hacerlo. Con su ópera prima ya consiguieron un éxito notable, pero ha sido con 'Big Bad Wolves' cuando realmente han conseguido conquistar el mercado internacional, habiendo también recibido varios galardones en diversos festivales de cine y siendo proclamada por el mismísimo Quentin Tarantino como la mejor película de 2013.

A continuación podréis leer la entrevista, en la cual se profundizan en ciertos temas de 'Big Bad Wolves', pero que los que aún no la hayáis visto no tengan miedo de leerla, porque no encontraréis spoilers de importancia.

  • ¿Cuándo y cómo nació tu pasión por el cine?
El bueno, el feo y el malo

Comencé a ver películas a una edad muy temprana. Mi padre y mis dos abuelos eran muy amantes del cine, por lo que pasaba muchas horas en las salas. Vi 'El bueno, el feo y el malo' ('Il buono, il brutto, il cattivo', Sergio Leone, 1966) docenas de veces antes de cumplir los 13 años.

  • ¿Por qué no empezaste a hacer películas hasta que Navot Papushado te preguntó al respecto?

Siempre había considerado que era ante todo un espectador. Me encantaba ver películas y analizarlas minuciosamente. Nunca sentí la necesidad de hacer una película, pero Navot se acercó a mí y me dijo algo que me hizo pensar que realmente necesitaba hacer una por mí mismo. Verás, siempre he animado a mis estudiantes a hacer las películas que realmente quisieran hacer (cine de terror, westerns o películas de ciencia-ficción), pero siempre me decían que nadie en Israel iba a dejar que hiciesen cine de género, por lo que decidí hacer una película de género con uno de mis alumnos más brillantes, una película hecha con todo en su contra.

  • Ya has comentado que en Israel no es especialmente conocida por su interés en el cine de género, fue ese el principal motivo de que hicierais 'Rabies' y 'Bid Bad Wolves'?

Sí, creemos que para que un país tenga una sana industria del cine es necesario producir cintas artísticas y gran cine de entretenimiento. Israel solía centrarse en hacer únicamente films de arte y ensayo para llegar a participar en prestigiosos festivales de cine hasta que hicimos 'Rabies' y 'Bid Bad Wolves'. Eso ha empezado a cambiar tras el éxito de ambas películas y ahora cada vez más directores están intentando hacer cine de género por su cuenta.

  • Títulos como 'Prisioneros' ('Prisoners', Denis Villeneuve, 2013) o 'La caza' ('Jagten', Thomas Vinterberg, 2012) han contado recientemente historias con claras similitudes con 'Big Bad Wolves', ¿qué es lo que vuestra película puede ofrecernos que no hayamos visto hasta ahora?
Prisioneros

Creo que 'Big Bad Wolves' es más oscura que cualquier película que haya tratado de abordar un tema tan peliagudo como este. Es más oscura porque 'Big Bad Wolves' va más allá de lo que Hollywood nos enseñaría y también lo es porque usa la comedia, el humor negro, para mostrar lo absurdo de la narrativa de la venganza.

  • El crimen y la violencia son muy importantes en vuestras dos películas y no tenéis reparos en mostrarlo. Algunos dirían que añade autenticidad y otros quizá que no es más que una muestra de torture porn, ¿cómo lo veis vosotros?

En nuestra opinión, no puedes interpretar a policías o ladrones sin usar pistolas. Si estás haciendo una película sobre la violencia, el masoquismo y la brutalidad inútil, has de mostrar estos horribles hechos en la gran pantalla. Cuando Sam Peckinpah hizo 'Grupo salvaje' ('The Wild Bunch', 1969) no tuvo reparos en mostrar lo que teníamos que ver para captar esa dura realidad. Lo mismo sucede con Tarantino, Leone, Scorsese o Coppola. Y de todas formas, no siempre mostramos lo que sucede, por ejemplo nunca mostramos la violencia hacia los niños. El padre habla sobre lo que le hacen a las niñas, pero nunca vemos las imágenes que representan la historia. Sólo usamos la violencia cuando queremos dejar claro algo.

  • Creo que nadie hubiese esperado ver nunca una película sobre la pedofilia con tanta comedia, ¿fue difícil encontrar el tono adecuado o Navot y tú nunca pensasteis que eso fuese a ser un problema?

Teníamos claro desde el principio que queríamos hacer una comedia negra y sabíamos que estábamos intentando lograr algo que nadie había hecho antes: Un thriller cómico sobre la venganza hacia un sospechoso de pedofilia. Supimos que iba a funcionar cuando nos encontramos con nuestros actores y nos meamos encima durante los ensayos.

  • Vuestras películas muestran a los representantes de la autoridad de una forma bastante negativa, ¿con ello querías criticar algunos de los valores de vuestro país?

No creo que nuestras críticas se limiten solamente a Israel. Actualmente, la autoridad tiende a estar corrupta en todas partes. Dicho esto, no es nada fácil oír que tu presidente ha sido enviado a la cárcel por abuso de menores o que un antiguo primer ministro está en prisión acusado por cargos de corrupción.

  • Uno de los puntos fuertes de 'Big Bad Wolves' es su reparto. Por ejemplo, siempre tienes la duda sobre si el personaje interpretado por Rotem Keinan es inocente o culpable. ¿Fue complicado reunir al reparto?
Los protagonistas de

De hecho, Rotem fue la única elección complicado. Solemos escribir nuestros guiones pensando en actores específicos. Sabíamos que Lior Ashkenazi iba a ser el policía, Tzahi Grad el padre y Doval'e Glickman el otro padre, pero para el papel de Drod, el sospechoso de pedofilia, queríamos a alguien nuevo para que en Israel nadie tuviera conocimiento previo sobre él. Una página en blanco, como en el caso de Kevin Spacey y 'Sospechosos habituales' ('The Usual Suspects', Bryan Singer, 1995).

  • Tanto tú como Navot sois grandes fans de Quentin Tarantino. ¿Cuál fue vuestra reacción cuando dijo que 'Big Bad Wolves' era una de las mejores películas que había visto en 2013?

Nos quedamos en shock durante mucho tiempo. De hecho, aún estamos en shock. Es un sueño hecho realidad. Él es nuestro ídolo y nos hubiésemos conformado con saber que había visto nuestras películas. Que viera 'Big Bad Wolves' y dijera que era la mejor película de 2013 nos dejó alucinados.

  • En USA hacen actualmente nuevas versiones de multitud de películas, ¿os gustaría que fuese el caso o lo que realmente hace especiales vuestros films es que se puede sentir que están hechas en Israel?

Supongo que la cosa cambiaría mucho si se hiciera una versión en inglés de 'Rabies' o 'Bid Bad Wolves'. Para empezar, reducirían los elemento cómicos (como sucede en 'Prisioneros'), pero como crítico de cine me fascina la idea de disfrutar de la visión de otro director de la misma película.

  • ¿Cómo valorarías y defenderías tu película como crítico y profesor que eres?

No lo sé, soy una persona humilde. Lo que sí puedo decir es que la única cosa por la que un cineasta debería esforzarse es por hacer la película que a él le gustaría ver la noche de su estreno. 'Big Bad Wolves' es un homenaje a las películas duras que mi padre y mis abuelos solían enseñarme cuando era pequeño y espero que deje orgullosos a los maestros, eso es todo lo que puedo decir.

  • ¿Qué puedes contarnos de vuestros próximos proyectos?

Hemos hecho una de las historias de 'The ABCs of Death 2' (Varios directores, 2014), algo que nos emocionó mucho, y ahora estamos en pleno proceso de elaboración del guión de nuestra nueva película, un western ambientado durante la ocupación británica de Israel que se titulará 'Once Upon a Time in Palestine'.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos