Publicidad

'Fulltime Killer', asesinos a sueldo enfrentados

'Fulltime Killer', asesinos a sueldo enfrentados
3 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Johnnie To es uno de esos directores japoneses con bastantes películas a sus espaldas, pero que aquí los inteligentísimos distribuidores sólo nos han hecho conocer uno de sus títulos, 'Election', de la cual ya hay una continuación. Existe otro título, 'Breaking News', que podemos ver ya que está editado en dvd. Por lo que respecta a sus más de 40 títulos restantes, pues me temo que hay que echar mano de la red. O tal vez no, porque en el transcurso de la escritura de esta crítica he recibido la noticia por parte de alguien muy enterado en este tipo de cine, que las películas de Johnnie To van a ser editadas en nuestro país poco a poco, por lo menos aquellas que han tenido éxito. Bueno, algo es algo.

¿Habeis visto 'Asesinos' de Richard Donner, con Sylvester Stallone y un insoportable Antonio Banderas? pues podríamos decir que el argumento es muy parecido, sospechosamente parecido. Dos asesinos enfrentados, uno de ellos es un cachondo mental a parte de un gran cinéfilo, que quiere arrebatarle el puesto de asesino número 1 a O, otro "profesional", mucho más serio. En medio de los dos, una mujer de la que ambos se enamorarán, y un policía que se volverá loco intentando atraparlos. El film ha sido codirigido por Johnnie To y Ka-Fai Wai, directores que hicieron un buen puñado de películas juntos. Ambos han sabido realizar un entretenimiento más que digno en esta película en la cual hay varias curiosidades. Por ejemplo, el hecho de que esté hablada en tres idiomas distintos, siendo un poco llamativo cuando hablan en inglés, ya que es el inglés más entendible que se ha oído en mucho tiempo, claro que al lado del japonés o chino a mí me parece cualquier cosa entendible. Esa mezcla de idiomas no viene demasiado a cuento, ya que no hay actores occidentales en el reparto.

La película es sobre todo un lucimiento para sus dos protagonistas principales, pero sobre todo para Andy Lau, sin lugar a dudas uno de los actores japoneses más conocidos por todos. Ahí están sus intervenciones en las fascinantes 'Juego Sucio' o 'La Casa de las Dagas Voladoras' por poner sólo dos ejemplos. Aquí interpreta al asesino chistoso y cinéfilo, que de vez en cuando utiliza música clásica a la hora de realizar su "trabajo". El actor está un pelín excedido, un poco histriónico y choca directamente con la interpretación mucho más tranquila y reposada de Takashi Sorimachi, quien interpreta a un asesino con conciencia alejado totalmente de los métodos de su oponente.

En ese aspecto la película es un poco tramposa, ya que enfrenta a dos antagonistas de forma totalmente opuesta. Los dos son asesinos, pero uno es muy malo, muy malo, y el otro es muy bueno, muy bueno (a pesar de que mata gente). Uno es puro nervio y el otro la tranquilidad más absoluta; uno es enormemente pasional, el otro más cerebral; uno es un atrevido, y el otro un completo tímido. Y así podría seguir durante un buen rato. De esta forma es imposible no hacer un enfrentamiento. Pero hubiera sido mucho mejor que los dos personajes tuvieran más cosas en común, y no sólo su profesión, por lo que el enfrentamiento entre ambos tendría mucha más fuerza y al espectador no le sería tan fácil decantarse por uno de los dos, cosa que sucede.

Les acompañan en el reparto Kelly Lin, como la mujer que le limpia el apartamente a uno de ellos, y que no tardan en disputársela. Lin está muy convincente, mezclando la fragilidad de su personaje con su maravillosa belleza. Simon Yam, actor al que le estoy cogiendo el gustillo, ya que me parece muy bueno, interpreta al personaje del policía que se obsesiona más allá de la locura por querer atrapar a los dos asesinos. Al actor podeis haberle visto en 'Election', también de To, pero os recomiendo que no os lo perdais en la magistral 'SPL', uno de los mejores films de acción que he visto en mi vida, y que próximamamente saldrá editado en dvd en nuestro país con el horripilante título de 'Three Dragons'.

A pesar de que el film es muy entretenido, no llega a ser en ningún momento notable, y el principal defecto que yo le encuentro es su nada acertada mezcla de comedia y película de acción. En ese aspecto también están demasiado marcados los papeles que tiene cada uno. Lau como es el chistoso, protagoniza los momentos de comedia, y Sorimachi los momentos más serios. Haber intercambiado los roles un poco, o en alguna escena, no hubiera estado nada mal.

Una película correcta, descompensada por ratos y con algún bajón de ritmo, pero que proporciona momentos de acción muy buenos, a la par que otros que no son de acción y que son igual de buenos. To sería un director con mucho éxito si se fuera a rodar a los USA, a renovar el cine de acción, que lo necesitan urgentemente, aunque si le pasa como a John Woo es mejor que se quede en casa.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios