'Spiral: Saw' entretiene cuando recupera los juegos sádicos pero falla en su intento de renovar la saga
Críticas

'Spiral: Saw' entretiene cuando recupera los juegos sádicos pero falla en su intento de renovar la saga

Algunos de los mayores éxitos de la historia del cine han venido del género de terror, ya que no suelen ser necesarios grandes presupuestos para sacar adelante películas que conquisten al público. Vienen rápidamente a la memoria títulos como 'La noche de Halloween', 'El proyecto de la bruja de Blair',  'Paranormal Activity' o 'Saw', que es la que ahora nos interesa.

'Saw' logró superar los 100 millones de dólares de recaudación mundial cuando su presupuesto apenas superaba el millón. Lógico que durante un buen tiempo se estrenase una secuela cada año. La saga pareció morir en 2010, pero siete años más tarde hubo un primer intento de relanzarla que no tuvo continuidad. Veremos qué sucede en el caso de 'Spiral: Saw', una fallida cinta impulsada por Chris Rock que llega este viernes 21 de mayo a los cines españoles.

La apuesta de la película

Situada varios años después de la primera entrega en un mundo perfectamente al tanto de los crímenes de Jigsaw y todos sus imitadores, 'Spiral: Saw' es una película que se diferencia de sus predecesoras al dejar de lado una mecánica narrativa similar a la de una Escape Room para centrarse en la investigación que surge alrededor de una nueva ola de crímenes.

Es cierto que en la primera 'Saw' también había una subtrama policial importante en la trama, pero el auténtico eje de la saga nunca había sido ese. De esta forma, 'Spiral: Saw' encuentra su razón de ser, pero también lo que impide que la película nunca termine de despegar, ya que volver a confiar en Josh Stolberg y Pete Goldfinger, previamente firmantes del guion de la discreta 'Saw VIII', para escribirla se antoja como el mayor error de la película.

Escena Spiral Saw

Y es que 'Saw VIII' ya daba una preocupante sensación de rutina que se acrecienta aquí a la hora de desarrollar la investigación del personaje interpretado por Rock. Usar una mayor o menor cantidad de lugares comunes no sería posible si supiesen cómo darle la fluidez necesaria como para que el espectador no esté deseando que llegue otra de las retorcidas trampas características de Jigsaw.

Es entonces cuando Darren Lynn Bousman, un veterano de la franquicia -suyas son tanto la segunda como la tercera y cuarta entregas-, se muestra más a gusto volviendo a este mundo. Ya no es solamente que sea en esas escenas cuando 'Spiral: Saw' resulta más reconocible dentro de la franquicia, es que también es cuando la película se muestra más libre y juguetona para ofrecer al espectador lo que sabe que ha venido a ver. Incluyo también esos sádicos mensajes dejados por el asesino.

Acaba quedándose en tierra de nadie

Imagen Spiral Saw

No es que luego su trabajo de puesta en escena sea mucho peor -aunque a veces quizá se deleita de más señalando posibles sospechosos-, pero sí que le toca lidiar con un material tan poco estimulante que al final todo depende más de que te hagan gracia las bromas del personaje interpretado por Rock que cualquier otra cosa. Y es que todo lo relacionado con la corrupción policial acaba resultando muy plano, poco más que una excusa para justificar ciertas soluciones de guion que algo en lo que realmente se quiera profundizar.

Es una lástima que así sea, porque sobre el papel es lo que daba a esa investigación un sabor diferente, con nuestro protagonista teniendo que lidiar con el gran villano pero también con los que deberían ser sus aliados. Incluso abría la posibilidad a conectarlo con el movimiento Black Lives Matter de alguna forma, pero a la hora de la verdad es algo que está ahí porque hace falta para que el guion avance y poco más.

Chris Rock Spiral Saw

De esta forma, 'Spiral: Saw' acaba condenada a lo rutinario, queriendo actualizar la franquicia pero sin atreverse realmente a hacerlo, cosa que queda totalmente clara en su tramo final.

Por el camino tenemos un reparto más o menos competente que ayuda a evitar que la cosa descarrile antes de tiempo. Es cierto que eché en falta una mayor presencia de Samuel L. Jackson, pero bueno, sí que se nota que Rock confía en una película que parte de una idea suya, ayudando así a que uno no se salga nunca del todo de la historia, y eso que "méritos" para ello tiene unos cuantos.

En resumidas cuentas

Spiral Saw Escena

'Spiral: Saw' se acaba quedando un poco en tierra de nadie, tanto dentro de la propia franquicia como una nueva entrega como en la posibilidad de verla como una renovación de la misma. Con todo, no es la peor de la saga, pero también se queda lejos de las entregas más estimables. Una oportunidad perdida de poder hacer algo realmente estimulante, vaya.

Temas
Inicio