Publicidad

'Nothing personal', grandes intérpretes para un drama contemplativo

'Nothing personal', grandes intérpretes para un drama contemplativo
11 comentarios

Mañana, 9 de julio, se estrena la opera prima de la holandesa de origen polaco Urszula Antoniak, 'Nothing personal'. Esta película, interpretada por Lotte Verbeek y Stephen Rea, obtuvo galardones a diferentes categorías en Locarno, en el Festival de Cine Europeo de Sevilla y en el Festival de Cine Holandés.

Una mujer holandesa, vagabunda por elección, recorre los caminos de Connemara (Irlanda), haciendo autostop y sacando comida de los contenedores. Llega a una casa apartada, en una isla maravillosa, de la que se queda prendada hasta que descubre que su dueño es un hombre maduro que vive solo allí. Él le ofrece comida a cambio de que trabaje en el jardín. Ella se queda, con la condición de que no se trate nada personal, de que no haya preguntas.

Como se comprueba en las fotografías que acompañan esta opinión, el film de Antoniak nos regala preciosos planos paisajísticos y bellas composiciones, creadas con elementos mínimos, como son el cabello de la protagonista y los enseres del hogar al que la dirigen sus pasos. Por lo tanto, como film contemplativo, puede ser una opción más que recomendable.

Nothing personal

Otra de las virtudes de 'Nothing personal' son los trabajos de los actores principales y casi exclusivos del reparto. Lotte Verbeek sostiene un personaje extraño y difícil. Y lo crea sin apenas frases de diálogo y partiendo de justificaciones inexistentes y de un nulo backstory, instrumentos que tanto necesitan los actores para comprender a los seres a los que dan vida. Su rostro, más enigmático que bello, y ese cuerpo casi andrógino le ayudan a suplantar a esa viajera de pasado incógnito, despertando en el espectador más curiosidad que antipatía o identificación. Stephen Rea sirve de complemento idóneo en la piel de un hombre que está siempre dispuesto a darle a ella la respuesta, la reacción, que vaya a admitir de mejor gana.

A pesar del secretismo de esta mujer, 'Nothing personal' no trata sobre la incomunicación. Muy al contrario, sus personajes se entienden sin necesidad de intercambiar palabras, sin apenas contacto físico o siquiera visual. Finalmente, no versa tanto sobre la soledad como sobre la dificultad de hallar a alguien con quien estar tan a gusto como, en ocasiones, se está solo.

Nothing personal

Sin embargo, por muchos elogios que se puedan dirigir a la dirección de Antoniak o a la interpretación de Verbeek y Rea, por muchos espléndidos hallazgos que se puedan ver en el film; lo cierto es que se trata de una cinta sumamente tediosa, de un transcurso tan lento que llega a desesperar.

Por otro lado, la evolución de la relación entre ambos, no sólo es lo que podríamos esperar en el film romántico más comercial, sino que se ejecuta a base de decisiones muy forzadas, que Antoniak introduce en su propio guión con la esperanza de que no sea perceptible su gratuidad. La rudeza e indiferencia iniciales de la chica se exageran con la clara intención de que se haga evidente el acercamiento paulatino hacia el hombre, que se producirá más adelante. El ritmo detenido y la actitud contemplativa se corresponderían con la aspiración a un realismo total, pero el encuentro de los dos protagonistas y sus primeros pactos se perciben absurdos y poco plausibles.

En total, me quedaría con la belleza de los planos y el papel que desempeña la música en 'Nothing personal'. Sin embargo, estos dos nunca han sido para mí elementos suficientes para apreciar una película que argumental o psicológicamente me aportase poco.

Otra crítica en Blogdcine | Sevilla Festival de Cine Europeo 09: 'Nothing Personal', la soledad como elección, de Jesús León.

Mi puntuación:

2
Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios