Publicidad

Hay vida más allá de 'Qué bello es vivir' y 'Love Actually': 13 películas perfectas para pasar una Navidad de cine
Listas

Hay vida más allá de 'Qué bello es vivir' y 'Love Actually': 13 películas perfectas para pasar una Navidad de cine

HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Ha llegado con todas sus consecuencias. La Navidad está aquí y eso significa que en algún momento tendremos que compartir salón con algunos de nuestros seres más o menos queridos. Y qué mejor que una película en familia que realce los valores de la navidad y de la convivencia.

Lo que no encontrarás en este artículo, como ya indica el título, es el clásico de Frank Capra o la comedia romántica favorita del mundo post-'Cuatro bodas y un funeral', la brutalmente popular 'Love Actually'. Por eso vamos a recomendar una serie de propuestas más modernas y políticamente incorrectas (algunas tan clásicas como esos títulos) para todos los gustos. Y con esto último me refiero que hay para todos. ¿Cuál es la tuya?

Cuidado con los extraños (Better watch out)

La película de Chris Peckover supone una fuerte irrupción en la lista de películas ideales para estas fiestas. Inédita en alta definición en formato doméstico en este país de locos en el que vivimos, la película sí está disponible en dvd y en Movistar+.

¿Por qué?

Porque podríamos verla como el reverso tenebroso de 'Solo en casa', algo que el cine de cualquier género lleva muchos años intentando llevar a buen puerto y nadie había logrado.

¿La familia bien?

Bueno, dependerá un poco de la edad de tus primos. La peli es bastante bruta por momentos, aunque no es menos cierto que la violencia desmedida está siempre fuera de campo

Gremlins

Un hito del fantástico. Una película 100% navideña tan perfecta, tan alucinante, que es imposible saber si es más infantil que adulta o más divertida que aterradora. ¿Cuántas veces alguien ha logrado semejante equilibrio?

¿Por qué?

Porque es perfecta. Porque hay monstruos salvajes cantando villancicos y porque no deja de ser una invasión a un pueblito americano de los 50 a todo color. Porque es la película que metió a Gizmo en nuestras vidas.

¿La familia bien?

Siempre. No habrá miembro en la sala que no caiga rendido cada diez minutos. A ver, que los peques igual rompen a llorar de miedo con Stripe y sus secuaces, pero yo lo intentaría. Si triunfas, el programa doble está más que claro.

Solo en casa (Home alone)

Chris Columbus llegaba de revolucionar nuestro Filmayer Vídeo para poner orden en una casa de locos de esas que solo alguien como John Hughes podía imaginar. Macaulay Culkin fue una fuerza de la naturaleza que aguantaba la función hasta que los ladrones más divertidos del cine familiar entraban en acción.

¿Por qué?

Porque está llena de guerras de primos, de parientes molestos, de prisas y de viajes y cenas en familia. Y porque, seamos claros, si de mayores nos gusta estar de "Rodríguez", piensa cómo sería eso si te pilla con diez años.

¿La familia bien?

La familia disfrutará tanto que no se pararán un segundo a pensar que, cuanto más lejos, mejor.

Carlitos y Snoopy: La película de Peanuts (The Peanuts Movie)

(Aparentemente) Sencilla y eficaz puesta al día de algo tan viejo y tan puro como el corazón de un niño. En gran medida, aunque ni en forma ni fondo, la heredera de 'La LEGO película' y el eslabón entre ella y la nueva fantasía animada protagonizada por Spider-Man.

¿Por qué?

Porque nunca antes habíamos visto tan bien detallados las personalidades y rasgos de la pandilla que tantas veces hemos visto en viñetas, camisetas o carteras. Porque es un prodigio narrativo animado más complejo de lo que parece a simple vista.

¿La familia bien?

La familia estará bien y en buenas manos. Una de esas escasas películas animadas destinadas a los más pequeños que en realidad están hechas para nosotros.

El dia de la bestia

Un milagro de nuestra cinematografía y puede que la película más redonda de un director que dejó de arriesgar hace tiempo. El tiempo no pasa por 'El día de la bestia', una perfecta pesadilla antes de navidad heavy metal. Y de Carabanchel.

¿Por qué?

Porque es nuestra. Porque es lo más parecido a bajar a Cortilandia durante estos días. Porque fue el descubrimiento de Santiago Segura, la consagración de Álex Angulo (cómo te echamos de menos) y porque conjugaba horror y comedia como dios. Bueno, como Satanás.

¿La familia bien?

Y tanto. Cualquier miembro de la familia se sentirá como en casa. Es normal. No te quiero ni contar los que sean de Madrid o vivan en la capital.

Paddington

'Paddington' es felicidad, sentirse vivo, emocionarse hora y media y tener razones seguir viviendo. También es una elegantísima y vibrante adaptación de cuento popular que hace más grande aún su leyenda, además de un verdadero acontecimiento cinematográfico.

¿Por qué?

Porque la vida necesita tener esperanza, y una película como 'Paddington' está construida con el material del que se hacen los sueños. Desde hace cinco años, una inesperada aportación navideña que ríete tú de 'Qué bello es vivir'.

¿La familia bien?

Tus sobrinos van a flipar, tus padres van a llorar y tus abuelos se van a hartar de regalar osos

La pasión de Cristo (The Passion of the Christ)

'La pasión de Cristo' es un cuadro sangrante hiperrealista que destrozará la mente de los espectadores sea cual sea su creencia en la vida, si es que la tuvieran. Remover así, pocas pelis.

¿Por qué?

Porque el 25 de diciembre nació el protagonista de la navidad y de esta película, y porque, seamos sinceros, Mel Gibson logró una obra de arte con el retrato del calvario de Jesús.

¿La familia bien?

Esta es una de esas que no dejarán indiferentes a nadie: los pequeños llorarán de pánico, los medianos se irán a jugar con la game boy y los padres y abuelos se enzarzarán en una discusión teológica más allá del bien y del mal. ¿Será la película perfecta de navidad?

La ciudad de las estrellas (La La Land)

Casi todos hemos sido muy duros y desagradecidos con 'La La Land', pero está lejos de ser el musical hipster de moda que la gente daba por sentado. Aunque en realidad se aleje del tópico, se parece más a un musical de la época dorada de Hollywood que a salir por el centro, así que todo está bien en la segunda entrega de la trilogía antipática de Damien Chazelle.

¿Por qué?

Porque tiene a Ryan Gosling tocando villancicos al piano. ¿Puede haber algo más navideño que Ryan Gosling tocando villancicos al piano?

¿La familia bien?

¿No os he dicho ya que tiene a Ryan Gosling tocando villancicos al piano? La película no es exclusivamente navideña, pero ya me entendéis. Es una película para ver al calor de la chimenea, brindar, cantar, bailar y luego marcarse un buen WTF en familia.

Memoria letal (The Long Kiss Goodnight)

Un guión salvaje, tanto por la historia como por unos diálogos afilados al máximo. Normal que en su momento fuera el guión más caro del mundo. Igual que el turrón ese. Las secuencias de acción son bastante más alucinantes que muchas de las que se ven ahora, veintitantos años después. Lo mejor del noir y el pulp concentrado en dos horas de evasión absolutamente perfectas.

¿Por qué?

Porque es una historia de navidad, con sus deseos, sus familias, sus estofados, sus cachorros, sus torturas y explosiones. Porque fue otro de los guiones millonarios de Shane Black y porque trata sobre lo duro que es ser madre hoy.

¿La familia bien?

La familia aullará de placer ante cada nuevo giro de guión, y el hecho de tratarse de una historia sobre la unión familiar en estas fechas, la hace una clara favorita de nuestras madres.

Eyes Wide Shut

La última obra maestra de Stanley Kubrick fue, de algún modo, la estrella que corona el árbol de la navidad más tóxica y dolorosa en la vida de un matrimonio ejemplar. Ahora, también puede ser la vuestra.

¿Por qué?

Porque se trata de la película definitiva sobre el matrimonio, sobre lo complicado que resulta satisfacer a los tuyos (sobre todo en navidad) y es algo parecido al lado oscuro de 'Un padre en apuros', la comedia sobre regalos de navidad de Arnold Schwarzenegger.

¿La familia bien?

Bueno, esta es la película más delicada de una lista que cuenta con la visión de Mel Gibson sobre el calvario de Jesús. Habrá quien decida saltársela, quien prefiera seguir con ella en su habitación o quien se quede dormido a los quince minutos. Los que se queden despiertos delante de la misma pantalla, van a flipar y posiblemente a incomodarse un rato.

El Grinch

Teniendo en cuenta que el material original ya estaba perfectamente adaptado en el cortometraje de Chuck Jones, Ben Washam y Boris Karloff, y que la película de Ron Howard era un verdadero y literal perro verde, esta adaptación recupera la salud colorista que se había perdido con el efecto 2000 y consigue que al final también queramos abrazar a esa bola de pelo. Y a su perro. Y a su reno. Y a la cabra.

¿Por qué?

Porque ya que no tenemos a Frank Capra, vamos a conservar parte de su esencia con el personaje y la atmósfera. Porque es pura navidad para la catarsis, que al final es lo que toca.

¿La familia bien?

Fenomenal. Es posible que las servilletas que han sobrado de la cena se repartan para arreglar el valle de lágrimas en que se habrá convertido el salón de casa.

Ana y el apocalipsis

Una cosa que se va perdiendo en el tiempo pasado y, por tanto mejor, es acudir a la sala de cine en familia. Estas navidades tienes una oportunidad de oro para volver a esos momentos de felicidad cinéfila con la divertida comedia musical de terror más navideña de la temporada.

¿Por qué?

Porque tiene un montón de nieve, jerseys horteras, canciones pegadizas y un montón de zombies hambrientos con ganas de devorar los sesos de los entrañables personajes de la película. Porque hay que ir al cine.

¿La familia bien?

Suponemos que sí. Cuando estén encandilados por las canciones (los dos primeros temas de la peli son buenísimos) llegará el apocalipsis y, por qué no, alguna risa cómplice.

Eduardo Manostijeras

Una epopeya frankensteniana retro y moderna. Con una pizca de gótico aquí y un poco de fantasía allá, algo de classic horror y ciencia ficción dan como resultado, pese a quien pese, a un clásico para estas fechas.

¿Por qué?

Porque es triste pero catártica y porque no todos los días se consigue una figura icónica del fantástico tan claramente condenada al recuerdo eterno.

¿La familia bien?

Todos bien. Sin excepción. Jugada maestra.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir