Compartir
Publicidad

'Silicon Valley', de más a menos

'Silicon Valley', de más a menos
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad
¿Qué es Hooli? Buena pregunta. Hooli no es una compañía tecnológica del montón. Hooli no se centra en el software. Hooli se centra en las personas. Hooli proporciona tecnología innovadora que marca la diferencia, transformando el mundo y tal como lo conocemos. Hacer del mundo un lugar mejor, manteniendo una mensajería con el mínimo de capas de transporte. Estoy firmemente convencido de que sólo lograremos la grandeza si antes alcanzamos la bondad.

Aunque en mi tiempo libre escribo de series, gran parte de mi trabajo diario es informar sobre la actualidad tecnológica del mundo que nos rodea: novedades en redes sociales, nuevas startups que llegan con ganas de comerse el mundo, servicios que se presentan como el "antes y el después" de Internet... Por eso, nada más ver este pequeño clip del piloto de 'Silicon Valley' en el que nos presentaban a Hooli, no pude evitar reirme. No a carcajadas, pero casi.

'Silicon Valley' es una parodia del mundo de startups, emprendedores y vida 2.0 que nos rodea. Puede que Hooli sea una empresa de ficción, pero su presentación, su jefe, su filosofía... Todo está claramente inspirado en las grandes compañías tecnológicas de hoy, donde decir que van a hacer algo por el bien del mundo (y, "accidentalmente", por su propio provecho económico) está a la orden del día. Es lo "políticamente correcto" de la nueva era de Internet. Pero ¿de qué va 'Silicon Valley' exactamente?

Un emprendedor que consigue el éxito... ¿o no?

Richard Hendriks es uno más en Silicon Valley: programador informático, brillante pero que se siente atrapado trabajando para Hooli, un gigante tecnológico que hace de todo. Su tiempo libre lo dedica a desarrollar Pied Piper, un servicio que permite a los compositores y cantantes detectar si una canción o composición es igual a la suya propia comparando dos archivos. Lo que Richard no sabe es que, en el camino, ha creado una auténtica joya: un algoritmo muy potente de compresión sin pérdidas.

Después de que se descubra el verdadero potencial de Pied Piper (atención a la web, que también es una parodia), los grandes se rifan la tecnología de Richard y ponen maletas con muuucho dinero encima de la mesa. Él, sin embargo, decide (de momento) seguir con el desarrollo de su idea, aunque pronto descubrirá que no es nada fácil comenzar una startup desde cero. Esto da lugar a situaciones surrealistas, como cuando acude al médico porque está estresado y éste, además de atenderle, le hace un pitch de su propia startup para que Richard invierta en ella.

Elrich
Sí, sus camisetas son graciosas, pero Elrich es insufrible

Junto a Richard están sus compañeros de "incubadora", entendiendo como tal una casa gestionada por el insufrible Elrich Bachman. Puede que el personaje de Elrich sea necesario y complemente muy bien al protagonista, pero pocas veces me he encontrado con una persona en ficción tan cargante como él. Gilfoyle, Dinesh y Jared complementan el elenco principal como el resto de integrantes de Pied Piper.

Mención especial merece el personaje de Peter Gregory, un excéntrico millonario que da una oportunidad a Richard. Mientras escribía esta review, e investigando sobre el nombre de los actores, descubrí que Christopher Evan Welch, Gregory en la serie, falleció el pasado mes de diciembre. Os recomiendo este artículo de Vulture donde hablan de su carrera y precisamente de cómo borda su papel en 'Silicon Valley'.

Una comedia que no es para todo el mundo

"¿De verdad es ése Eric Schmidt?". Seguro que más de uno se hizo esta pregunta al ver a alguien parecido a Schmidt en el piloto (y efectivamente era él). 'Silicon Valley' tiene ciertos detalles, ciertos gags, que sólo apreciarán los que más cerca estén de la actualidad tecnológica. Estos "guiños" le dan un plus a la serie que hacen que ésta sea más divertida, más real.

TED
Peter Gregory dando una conferencia TED en el piloto

Por eso a mí me hace gracia ver que en pantalla sale Re/Code, uno de mis medios de referencia, pero entiendo que, para alguien que no lo conoce, sea completamente indiferente. Es como si a mí me pusieran una serie sobre moda en la que aparezcan medios y personalidades importantes en el sector: puede que la trama general me gustase (o no), pero me perdería ese valor adicional que consiguen todos estos detalles. Por eso 'Silicon Valley' no es una comedia para todo el mundo. ¿Significa eso que no la podrás ver si no vives entre startups? Para nada: la trama se puede seguir perfectamente, pero puede que no a todo el mundo le parezca tan divertida.

También, en mi opinión, la serie se desinfla conforme pasan los capítulos. De un piloto casi redondo (de verdad, con el gag de los programadores y sus manadas no me paraba de reír) pasa a ser una comedia casi convencional con un chiste tecnológico aquí y otro chiste tecnológico allí. Es una serie divertida y sobre todo para los que se mueven en el sector, sí, pero necesita remontar. Debería ser capaz de ello. A mí, de momento, me han ganado: tengo muchas ganas de ver qué le depara el futuro a Pied Piper pero si pudieran recuperar la frescura inicial, mejor que mejor.

En Genbeta | Silicon Valley: así es la nueva serie de la HBO que parodia a los emprendedores

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio