'Confiesa, Fletch' nos da al mejor John Hamm desde 'Mad Men': una elegante y desternillante comedia de misterio con espíritu de novela de bolsillo
Críticas

'Confiesa, Fletch' nos da al mejor John Hamm desde 'Mad Men': una elegante y desternillante comedia de misterio con espíritu de novela de bolsillo

Antes de que 'Mad Men' moldease su imagen pública como la de hombre galán complicado, a John Hamm era frecuente verlo en el terreno de la comedia, siendo muy gracioso en un rol que luego explotaría Chris Hemsworth de guapo bobalicón. El éxito de la serie mató esa vertiente casi de manera definitiva, enfocando su carrera a proyectos fallidos donde intentaba ser la estrella robusta para ir, poco a poco, encasillándose en figura de FBI de turno en diferentes thrillers.

Sus incursiones en la comedia fueron muy, muy esporádicas, y no tenían ya el mismo encanto al pasarse ya de tontorronas. Y ya no podía volver al elegante señor en dramas, porque esas películas ya apenas tienen espacio e iban a ganarse innecesarias comparaciones. Sin embargo, su mejor trabajo desde entonces parece encontrar un punto dulce entre ambos mundos, aunque por desgracia se trata de un proyecto en una situación existencial compleja: 'Confiesa, Fletch'.

Investiga como puedas

Nacido originalmente en una serie de novelas de misterio e investigación con punto cómico de Gregory McDonald, el personaje de Fletch fue llevado originalmente al cine por Chevy Chase en los ochenta en la que puede ser su película más icónica. 'Fletch: el camaleón' y, en muy menor medida, 'Fletch revive' dejaban de lado el toque de misterio para enfatizar el carácter charlatán y caradura que le iba que ni pintado a Chase.

Películas que sin duda parecían una extensión de su trabajo de Saturday Night Live y que lanzaron su salto como estrella de cine. También reliquias de un pasado que ahora son más propiedad intelectual a explotar por los estudios en su necesidad de crear contenido para sus plataformas de streaming marginales. Es el caso de una Paramount que dio luz verde a este reboot que hoy nos ocupa, pensado principalmente para su plataforma y teniendo un estreno simultáneo marginal en cines de Estados Unidos.

Al no tener ni lo uno ni lo otro aquí, 'Confiesa, Fletch' llega a plataformas de alquiler como Filmin o Movistar+ con la misma discreción que tuvo su estreno americano, visto con prejuicios como otro intento de crear una franquicia imposible. Sin embargo, vista se demuestra que todos los prejuicios eran erróneos. Hay una película estupendísima que evita por completo cualquier comparación con los éxitos de Chase, que ofrece algo distinto en la comedia actual y muestra a un Hamm inspirado y fresco.

Porque no hay que confundir la intención comercial del estudio con la artística. Aquí Greg Mottola, que previamente había destacado en una comedia juvenil y desternillante con 'Supersalidos' y 'Adventureland', ofrece aquí un interesante cambio de registro. Tomando más de las novelas originales de McDonald, hace una elegante pieza de misterio y comedia, que resulta hilarante sin dejar de tener los pantalones bien abrochados.

El Fletch de 'Confiesa, Fletch' se enfrenta a una acusación de asesinato. Cuando llega de un fabuloso viaje por Italia se encuentra en su apartamento una escena del crimen donde todas las pruebas apuntan a él, y va a tener que investigar qué hay detrás de todo esto mientras usa su carácter lenguaraz para que la policía le dé margen. Empieza así una investigación con menos disfraces pero la misma cara dura, cruzándose con personajes variopintos y situaciones de las que sale con tanto ingenio como descaro.

'Confiesa, Fletch': una comedia sofisticada y deliciosamente tonta

Hamm está soberbio en esta nueva interpretación del personaje, y logra estar en perfecta consonancia con el tono. Fino y con clase, pero sin miedo a lo estrafalario y la gansada. Es una zona intermedia en la que es peligroso situarse, pero tanto actor como director encuentran oro allí y nunca se tambalean. Es inteligente y sofisticada en su manera de plantear el crimen, pero encuentra siempre el espacio para colocar el chiste tontorrón, la guasa disparatada, ya sea con una línea de diálogo ingeniosa o con una excelente contrapartida en otro actor.

Resulta delicioso también ver a actores consagrados y variados como Kyle MacLachlan, Marcia Gay Harden, Annie Mumolo o John Slattery  dando la réplica a Hamm, creando un juego variopinto que siempre resulta divertido de seguir. Resulta mejor esqueleto que la parte de misterio pura de la trama, que tiene altibajos pero nunca pierde ese espíritu de novela de bolsillo que hace la película algo entrañable y que caiga muy simpática.

Pero tampoco hacen falta cumplidos a medias. 'Confiesa, Fletch' es una de las mejores comedias puras de los últimos años, ofreciendo un enfoque fresco sin dejar de ser hilarante. Encuentra el humor de maravilla sin dejar de tener estilo, y ofrece el mejor vehículo para el carisma de su actor protagonista que se ha visto en tiempo. No debería pasar bajo el radar y, desde luego, sería una pena no tener una continuación con películas que mantengan esa dinámica especial, tan ligera como hábilmente realizada. Deberíamos tener una de estas al año.

Temas
Inicio