Compartir
Publicidad
Publicidad

'Sex Tape. Algo pasa en la nube', traviesa tontería

'Sex Tape. Algo pasa en la nube', traviesa tontería
Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Meter la pata en algo ha sido durante años una de las grandes bazas de toda comedia y nada indica que esto vaya a cambiar en el futuro, ya que es la forma de alterar la normalidad reinante con fines cómicos. Un ejemplo perfecto de la genialidad que puede salir de esa idea es 'El guateque' ('The Party', Blake Edwards, 1968), una tronchante comedia que se apoya en el hecho de que el personaje interpretado por un magnífico Peter Sellers rompe esa normalidad convirtiéndose en una metedura de pata andante.

Sin embargo, el contar con una pretexto inicial interesante está muy lejos de ser garantía alguna de que una comedia va a permitirnos pasar un buen rato durante su visionado. La prueba más reciente de ello es 'Sex Tape. Algo pasa en la nube' ('Sex Tape', Jake Kasdan, 2014), cinta que apuesta por unir lo cómico y lo picante con escasa fortuna más allá de un par de gags inspirados.

'Sex Tape. Algo pasa en la nube', una comedia poco afortunada

Jason Segel y Cameron Diaz en

La risa -o la carcajada- del espectador debería ser siempre el principal objetivo de toda comedia, en especial de aquellas que renuncian al ingenio o el encanto de sus personajes como armas secundarias que puedan compensar la presencia de una cantidad más o menos importante de gags que no terminan de funcionar. En 'Sex Tape. Algo pasa en la nube' lo confían todo a que las -no tan- estrambóticas situaciones que van sucediéndose sean apoyo más que suficiente para basar su humor en ellas.

Que los personajes interpretados por Jason Segel y Cameron Diaz graban un vídeo porno casero que acaba en posesión de varios conocidos suyos es algo que ya sabemos, aunque la excusa para ello -el primero ha ido regalando iPads a lo loco, pues hasta su cartero tiene uno- es un poco pobre y muestra ya los primeros síntomas de debilidad en lo argumental. Y es que no es que me volviera loco la historia de una pareja que hace tiempo que no hace el amor y que toma una decisión alocada para recuperar la pasión, pero al menos es algo sólido y desarrollado de forma correcta.

Rob Lowe y Cameron Diaz

A partir de entonces la máxima es crear situaciones incómodas a las que han de enfrentarse los protagonistas para destruir todas las copias del vídeo. He de reconocer que es ahí donde está el mayor hallazgo cómico de 'Sex Tape. Algo pasa en la nube', gracias al inefable personaje interpretado por Rob Lowe, pero no tanto por sus acciones, donde se recurren a los excesos habituales y él lo defiende lo mejor que puede con una actuación en la línea de su magnífica aparición en la televisiva 'Parks & Recreation' (2009-2015), como por algunos efectivos gags visuales a costa de varios Clásicos Disney.

Por lo demás, 'Sex Tape. Algo pasa en la nube' juega con la carta de querer ser provocativa, pero sin esforzarse más allá de lo evidente, algo especialmente molesto al contar a su disposición con una mayor libertad, pues ha sido calificada R en Estados Unidos. De poco me sirve que se diga fuck más de lo habitual o que se le vea el culo a Segel y Diaz en repetidas ocasiones, porque yo lo que quería era una comedia con buen ritmo y no otro título que hace chistes de nula gracia a costa de los animales o confunde ser traviesa y juguetona con bromas monótonas sobre que otros personajes quieran ver el dichoso vídeo.

Escasos alicientes

Escena de la película

Obviaré el detalle de que Segel tiene al mismo tiempo unos conocimientos informáticos notables y por otro lado parece un zoquete tecnológico, ya que sin ello no habría película, ya que considero más importante la falta de energía tras las cámaras de Jake Kasdan, quien ya había colaborado con Diaz en la aún más mediocre 'Bad Teacher' (2011), y la ausencia de chispa alguna del guión firmado por Kate Angelo, Nicholas Stoller y el propio Segel, quien ha demostrado últimamente tener un interés especial en que le dejen meter mano en los libretos de las cintas en las que participa. A veces hasta sale muy bien -'Los Muppets' (James Bobin, 2011)-, pero, con la excepción de algún gag aislado, no es el caso.

No tengo problemas en confesar que Segel siempre me ha caído simpático, pero ha llegado un punto en el que ha desgastado tanto su rol habitual de tío normal con más suerte con las mujeres de la que cualquiera esperaría para alguien con esa actitud que ya a duras penas me transmite nada. En el caso de Cameron Diaz ha llegado un punto en el que ya no me resulta creíble como sex symbol y sus dotes para la comedia, sin ser malas, necesitan mejor mucho como conseguir algo más que salvar la papeleta.

Además, 'Sex Tape. Algo pasa en la nube' desperdicia completamente a Rob Corddry y Ellie Kemper, dos cómicos de talento probado atrapados aquí en tópicos andantes que no les permiten aportar nada que no haría cualquier intérprete cuyo talento le ha condenado a ejercer de forma indefinida como camarero. Del resto sólo salvaría, como ya he comentado previamente, a un Rob Lowe mucho más entregado cómicamente que todos los demás juntos.

Ellie Kemper y Rob Corddry en

En definitiva, 'Sex Tape. Algo pasa en la nube' no funciona como comedia porque sólo se despendolada en momentos muy puntuales y carece de la frescura necesaria para que sus gags más tradicionales den en la diana. Además, como entretenimiento no tiene la chispa necesaria para conseguir algo más que no ser del todo una mala opción para aquellos que simplemente quieran matar un rato en el que no tengan nada más que hacer, aunque en ese caso os recomendaría ver antes 'Anarchy: La noche de las bestias' ('The Purge: Anarchy', James DeMonaco, 2014).

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos