Compartir
Publicidad

'Millennium 2: La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina', cartel y tráiler

'Millennium 2: La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina', cartel y tráiler
14 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Sin duda, uno de los estrenos más esperados del próximo viernes, 23 de octubre, es el de 'La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina' ('Flickan som lekte med elden'), la segunda parte de la trilogía Millenium, basada en los best-sellers de Stieg Larsson. Con guión de Jonas Frykberg y dirigida por Daniel Alfredson (hermano de Tomas Alfredson, director de la prestigiosa 'Déjame entrar'), la secuela de 'Los hombres que no amaban a las mujeres' se proyectó ya el pasado día 11 en Sitges, siendo la "película sorpresa" de la última edición del Festival (yo pasé, estando tan cerca el estreno, y fui a ver 'Cold Souls').

La sinopsis de la película es la siguiente: Lisbeth Salander (Noomi Rapace) es la mujer más buscada de Suecia. Dos colaboradores de Millennium, a punto de sacar a la luz un escándalo sobre el comercio sexual en el país, han sido brutalmente asesinados y las huellas de Lisbeth están en el arma homicida. Mikael Blomkvist (Michael Nyqvist), editor jefe de Millennium, no cree lo que se dice en las noticias y sabiendo que Salander es feroz cuando se siente amenazada, está desesperado por encontrarla antes de que la acorralen. A medida que encaja las piezas, Blomkvist se enfrentará a peligrosos criminales.

Imagino que esta segunda parte no tendrá tanto éxito como la primera, que fue una novedad, aunque también puede ser que se haya apuntado más gente al fenómeno Millenium, tras pasar por el videoclub o leer las novelas; ya me diréis. La gran noticia, a mi parecer, es que esta segunda parte "sólo" dura 129 minutos, incluyendo los créditos; la primera contaba con veinte minutos más, y aunque me pareció un thriller ejemplar, muy oscuro y entretenido, soportar despierto y atento durante el último tramo me resultó realmente difícil.

PD: La tercera y última parte (esperemos, porque todo se puede arreglar si hay dinero) se estrena a finales de noviembre en países como Suecia o Dinamarca. A ver cuánto tenemos que esperar para verla en España.

Vía | Cinefilo.es

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio