Compartir
Publicidad

'Puras Joyitas' y el Miss Venezuela, ¿coincidencia o mercadeo?

'Puras Joyitas' y el Miss Venezuela, ¿coincidencia o mercadeo?
2 Comentarios
HOY SE HABLA DE
Publicidad
Publicidad

Antes que nada, tengo que explicar varias cosas para que este post se entienda.

Puras Joyitas es el título de la primera película de los venezolanos Henry Rivero y César Oropeza. Es, en principio, un juego de palabras difícil de explicar. Los venezolanos solemos usar a veces "puro" en vez de decir "sólo" o "únicamente": "en esa fiesta había puros hombres", en vez de "en esa fiesta había sólo hombres". "Joyita", por su parte, la usamos para designar alguien de no muy buena conducta: "en esa fiesta había puras joyitas" por "en esa fiesta había sólo vagos y malvivientes", por poner un ejemplo extremo.

La trama del filme de Rivero y Oropeza cuenta la historia de un puñado de tipos, puras joyitas, que planea perpetrar un robo en el evento de mayor audiencia de la televisión venezolana: el certamen de belleza del Miss Venezuela, el "magno evento", como se le suele publicitar. El objetivo de la banda es la corona. De modo pues que el título de la película alude por partida doble a las puras joyitas de la banda de asaltantes y a las joyas de la corona de la reina de belleza.

Ayer al mediodía recibí emails de varios amigos, Rivero y Oropeza incluídos, que me pedían que anunciara en mi blog sobre cine venezolano, que ya habían colgado en la red el primer teaser de Puras Joyitas. En principio me pareció una estupenda idea dar a conocer el teaser, que sugería el robo de la corona, justo el mismo día del Miss Venezuela, que tendría lugar por la noche.

Pero lo que sucedió en el concurso no me lo esperaba. Creo que nadie... Anoche, antes de dormir, hacía un poco de zapping cuando me tropecé con los segundos finales de la transmisión del concurso. Como siempre, la recien electa reina de belleza desfilaba por el escenario, sosteniéndose la corona, limpiándose sus lágrimas de cocodrilo y sonriendo y saludando al público.

De repente, un hombre, un "espontáneo", subió al escenario perseguido por una tropa de agentes de seguridad. Los animadores del programa, asustados y sorprendidos, despidieron la transmisión apresuradamente y, justo antes de los créditos, los televidentes pudimos ver al organizador del concurso corriendo presuroso tras el hombre. Todo un poema.

Hoy, en la calle, en la blogósfera y en los medios tradicionales, sólo se habla del intento de robo de la corona. Según se sabe, el espontáneo le arrebató la corona a una de las finalistas, se la puso en la cabeza y alcanzó a sentarse en el trono de la Miss Venezuela, antes de ser dominado por los agentes de seguridad (en la foto). ¿Quién había sido aquel hombre? ¿Acaso se trataba del mismo que ha burlado la seguridad de varios eventos, el Miss Venezuela incluso, y que hasta llegó a romper el anillo la seguridad del presidente Hugo Chávez en medio de un desfile militar? ¿Se trataba de un nuevo golpe del llamado Hombre Invisible?

Desde luego, también se habla de Puras Joyitas, la película, y se discute si se trató de algo planeado desde el principio o si fue mera casualidad. Oropeza y Rivero, quien se encuentra en Colombia terminando la postproducción del filme, callan. Casualidad o no, ya no importa, pues ya se ha convertido en un tremendo golpe publicitario, que seguramente se verá reflejado en las taquillas cuando el filme sea estrenado en unos meses.

Puras Joyitas está protagonizado por Mario Cimarro, Jorge Palacios, Erich Wildpret, Miguel Ferrari, Juan Pablo Raba, Albi De Abreu, Pedro Perez (Budú), Julie Restifo y Eileen Abad.

Puras Joyitas | Página Oficial | Blog | El arte de Puras Joyitas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio