Publicidad

El refrito veraniego, ¿es tan malo como dicen?

El refrito veraniego, ¿es tan malo como dicen?
11 comentarios

Publicidad

No, no estoy haciendo un crossover con mis compañeros de Directo al Paladar. Lo que pasa es que no puedo evitar dedicarle unas líneas a ese fenómeno de verano que habita las parrillas de televisión desde que empieza el calor hasta que todo vuelve a la normalidad: el refrito de programas para relleno de franjas horarias, que puede llegar a ser rico y con fundamento... o no.

Paso a paso, la cosa sería así: se toma un programa de éxito, se extractan unos cuantos minutos despreciando la corteza y reservando todo el jugo para, a poder ser, intercalar los momentos más divertidos con algunos otros que llamen la curiosidad del espectador, se emplata empleando un marco que diga que eso es la versión reprise del programa, et voilà.

Puede servirse a temperatura ambiente, o sea bajo la calor que está pegando, y en la misma franja horaria que ocupa el programa original. Nivel de dificultad: sencillo. Coste económico: barato. La receta es más o menos simple, y rinde bien para cuatro personas o hasta para más, dependiendo de la fidelidad que le guarde la audiencia al espacio que se refríe. Además, con un uso adecuado de fiambreras, congelador y microondas, el refrito puede servirse incluso a las horas más intempestivas.

Dicho todo esto, podría parecer que estoy en contra de los refritos veraniegos, cosa que no es; y no es porque un refrito puede salir bien o mal y eso es dependiendo básicamente de dos factores: la base del producto y el trato que se le dé al pasarlo por la sartén. Por poner un ejemplo al azar, un 'BFN' exprés puede resultar suave al paladar con algún matiz ácido cuando se mantiene la esencia de las entrevistas y se limitan un poco las intervenciones de la zona friki del programa. Y si haciendo eso encima ganan dinero... pues bien por ellos, ¿por qué no? Si yo como espectador soy consciente de que lo que me están dando es refrito y no plato de primera puesta, ¿por qué me voy a quejar?

Y vosotros... ¿Cuáles son vuestros ingredientes televisivos favoritos para un buen refrito? ¿O preferís los productos siempre acabados de elaborar?

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir