Publicidad

El falso directo de Sé lo que hicisteis

16 comentarios

Con la coña constante que tienen los de Sé lo que hicisteis... con el asunto de que les hacen trabajar los días festivos, cuando graban uno de los programas tienen que ser muy exigentes con ellos mismos y hacer algo diferente para no incurrir en una contradicción de peso. Viendo el programa de ayer, yo diría que aprueban con nota.

Vaya por delante mi confesión de que el recurso a la nostalgia me atrapa y me divierte y que, además, comparto generación y referencias televisivas con el equipo así que gran parte de los contenidos del programa de ayer eran guiños constantes a mi infancia y a mi adolescencia enganchada al televisor. Por otro lado, tiene mérito que con la cantidad de programas que llevan a sus espaldas todavía les queden ideas para hacer contenidos diferentes.

En lo que a mí respecta, perdono un falso directo si está bien hecho. Entra dentro del juego con el espectador el ofrecerle el error, la diferencia, para hacerse perdonar y reforzar así los vínculos de unión e incrementar la fidelidad. La relación personal que se establece entre Sé lo que hicisteis... y la audiencia se basa en gran medida en el conocimiento que tenemos de sus penurias personales y de sus condiciones de trabajo, así que es fácil que nos convirtamos en cómplices de los falsos directos como forma de rebelión ante la supuesta explotación que nos venden.

La sección de ayer de Ángel Martín sirvió para ilustrar las parejas de periodistas que controlan el cotarro. Se le puede reprochar que cayese en el mismo mal que critica pero creo que sería hilar demasiado fino: no hubo rumores, ni noticias falsas ni grandes descubrimientos, sólo habló de cosas que son de dominio público aunque le dio su tono habitual. Miki Nadal ofreció el antes y el después de las estrellas de la televisión de los ochenta (la imagen del Kirk Cameron de hoy me provocará pesadillas durante mucho tiempo). Y Pepe Macías hizo un repaso al año 85 con el frikismo al que nos tiene acostumbrados.

El programa me resultó divertido y entretenido, que es de lo que se trata, pero creo que han puesto el listón muy alto. Eso sí, siempre que pienso que los de Sé lo que hicisteis... han alcanzado una cota insuperable, luego van y me sorprenden con algo mejor. Sigo creyendo que el formato actual es demasiado largo pero reconozco que soy de las que creí que no podrían con la competencia y ahí están, defendiéndose como jabatos y manteniendo el nivel.

En ¡Vaya Tele! | Sé lo que hicisteis..., el musical

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios