Es uno de los mayores desastres del cine de ciencia ficción del siglo XXI: llega a Netflix una película del director de 'Al filo del mañana' en la que nada funciona

Es uno de los mayores desastres del cine de ciencia ficción del siglo XXI: llega a Netflix una película del director de 'Al filo del mañana' en la que nada funciona
8 comentarios

Hollywood ha intentado adaptar infinidad de sagas literarias de éxito a lo largo de los años. El problema es que por cada 'Harry Potter' hay mínimo otro par que ni siquiera pasan de la primera entrega. Eso fue lo que sucedió en el caso de 'Chaos Walking', uno de los mayores desastres de la historia del cine de ciencia ficción que acaba de llegar al catálogo de Netflix.

Un fracaso a todos los niveles

Sobre el papel, 'Chaos Walking' lo tenía todo para triunfar, pues además de adaptar una novela de éxito de Patrick Ness, tenía a Doug Liman ('Al filo del mañana') tras las cámaras y delante de ella a dos de los actores jóvenes muy solicitados: Tom Holland y Daisy Ridley. Parecía una apuesta seguro y eso llevó a que se invirtieran más de 100 millones de dólares en sacarla adelante, pero algo salió mal, siendo tan evidente que solamente hay que recordar un dato: su rodaje tuvo lugar en 2017 y no estrenó hasta 2021.

La atractiva premisa distópica de 'Chaos Walking' no tarda en venirse abajo cuando queda claro que los responsables de la película no tienen muy claro qué hacer con ella, hasta el punto de que uno de sus recursos estrella acaba volviendo repetitivo y cansino al de apenas unos minutos de metraje. Además, las bases narrativas son muy débiles y por el camino hay tantos agujeros de guion y el dibujo de los personajes principales carece ce cualquier tipo de brillo.

Al final lo que queda en 'Chaos Walking' es un amasijo de ideas mal desarrolladas que se hace tan pesada que parece que dure tres horas cuando se queda sensiblemente por debajo de dos. Tampoco visualmente da la talla, aunque quizá todo lo referente al trabajo de dirección sea lo menos criticable de la función. Eso sí, ningún tipo de sentido del ritmo pese a contar con una premisa que se prestaba a que la tensión fuera constantemente a más hasta que llegue la hora de resolverlo todo.

No me olvido tampoco de la poca entidad de los personajes secundarios o que Mads Mikkelsen acaba resultando un tanto ridículo en sus apariciones puntuales a lo largo del metraje de 'Chaos Walking'. Con razón la crítica acabó destrozándola sin piedad, mientras que el público mostró una alarmante falta de interés que se tradujo en una taquilla mundial de apenas 26 millones de dólares y unas pérdidas multimillonarias cifradas en 112 millones. Casi nada.

En Espinof:

Temas
Inicio