Compartir
Publicidad

24 series que, desgraciadamente, no vivieron más de una temporada (I)

24 series que, desgraciadamente, no vivieron más de una temporada (I)
51 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ay, las series canceladas. Todas se estrenan en septiembre o enero con muchas esperanzas de que su primer episodio va a llamar la atención del público, de que la cadena vaya a concederle algunos más de sus 13 capítulos iniciales y de que, cuando llegue mayo, hayan tenido la audiencia suficiente para verse recompensadas con una segunda temporada. Pero, por desgracia, son muy pocas las que logran el premio gordo de la renovación. Lo más habitual es que buena parte de los estrenos de la temporada, sobre todo en Estados Unidos, sean cancelados al final de esa entrega inicial de capítulos, dejando a veces a sus pocos seguidores huérfanos de una serie que les parecía interesante.

Así que, aprovechando el cierre de la temporada televisiva norteamericana, vamos a recordar 24 series recientes que fueron canceladas en su primera entrega. No todas son estadounidenses, y la verdad es que no todas tuvieron un recibimiento crítico cálido, al menos, pero para nosotros, sus finales antes de tiempo nos dejaron sin ver su lograban cumplir su potencial, o si continuaban esas líneas interesantes que apuntaban en su final o, simplemente, queríamos obtener respuestas al cliffhanger con el que se marcharon. Y no, tranquilos, 'Bionic Woman' no va a ser una de ellas. Vayamos con la primera entrega.

'Freaks and Geeks'

freaksandgeeks

Lo cierto es que, hasta que produjo 'Girls', las aventuras televisivas de Judd Apatow acababan canceladas a las primeras de cambio. La más recordada, muy probablemente, sea 'Freaks and Geeks', creada por Paul Feig y que era una mirada no demasiado nostálgica a la experiencia de ser adolescente en un instituto del Medio Oeste a mediados de los 80. Sólo duró 18 episodios, distribuidos en NBC entre el otoño de 1999 y el verano de 2000, pero esos 18 capítulos brillan con fuerza por el modo en el que se retrataba a todos sus personajes, chicos que no lograban encontrar su camino en la vida y que querían encajar con alguien.

Sus protagonistas principales eran los hermanos Lindsay y Sam Weir, cada uno lidiando con sus propios dolores de crecimiento, que dirían los americanos, y lo que veíamos era siempre a personajes muy humanos, que podían ser divertidos, tiernos, equivocarse, rompernos el corazón, recordarnos que ser adolescente no era tan genial como pintan las películas, y a los que se trataba siempre con cariño. La cantera de actores que ha salido de 'Freaks and Geeks', de James Franco a Jason Segel, Martin Starr, Seth Rogen, Busy Phillips o Linda Cardellini, es realmente impresionante.

En ¡Vaya Tele! | 'Freaks and Geeks', series inacabadas

'Caprica'

caprica

En la ciencia ficción hay unas cuantas series que arrancaron con ideas interesantes y ambiciosas miras, pero que no pudieron cumplirlas del todo y no tuvieron oportunidad de refinar su mundo en una segunda temporada. A 'Caprica' le pasó algo así. Fue el intento de Syfy de seguir aprovechando la "marca" 'Battlestar Galactica' tras su final, pero en este caso, la historia se situaba en el planeta Caprica, cincuenta años antes de los eventos de aquella serie. Desarrollada por Remi Aubuchon y Ron D. Moore, cambiaba la acción en el espacio por un tono más de drama familiar en tierra firme que, además, iba a contarnos cómo los humanos crearon los cylones.

Fueron 18 capítulos en 2010, que giraban en torno a la relación entre las familias Adama (la del futuro comandante de la nave Galáctica) y Graystone, unidas por una tragedia a la que los padres de ambas reaccionan de maneras diferentes. 'Caprica' intentaba aunar el drama personal con una historia de inteligencias artificiales al estilo replicante, una subtrama de mafiosos y corrupción política y otra de terroristas extremistas religiosos. Probablemente, eran demasiadas cosas al mismo tiempo y tardó unos cuantos capítulos en encontrarse a sí misma, pero dejó cosas muy interesantes, sobre todo en lo referente a ese nacimiento de los cylones.

En ¡Vaya Tele! | 'Caprica' eleva la tensión en su final de media temporada

'The Fades'

thefades

Una de las series más originales que BBC ha emitido en los últimos años bien puede ser 'The Fades'. A lo largo de siete episodios, vistos en 2011, el guionista Jack Thorne construyó un mundo de pesadillas y fantasmas muy diferentes de lo que estamos acostumbrados a ver en el cine, un mundo en cuyo centro estaba un chico con habilidades especiales y unas terribles visiones de muertos que caminan sobre la faz de la tierra con intenciones, por supuesto, muy poco amistosas. Tenía una mitología a su alrededor bastante sólida, pero no siquiera un premio BAFTA al mejor drama sirvió para que la cadena le concediera una segunda temporada.

Lo más curioso de 'The Fades' es que está poblada por un montón de caras conocidas (por lo menos, desde el punto de vista actual), entre Iain De Caestecker, Natalie Dormer, Tom Ellis, Daniel Kaluuya y hasta el mismo tipo que interpretaba a los malvados brujos de Qarth en la segunda temporada de 'Juego de tronos'. 'The Fades' era la clásica historia del héroe a su pesar que debe evitar el fin del mundo, pero tenía la suficiente originalidad en su modo de contarla para haberse ganado una segunda oportunidad que, lamentablemente, nunca llegó.

'Awake'

awake

En las úlimas tres temporadas, o así, NBC ha apostado por títulos diferentes, que a veces hasta representaban un poco un experimento formal o temático, que han terminado estrellándose. Por desgracia, 'Awake' fue uno de esos fracasos en audiencia, otro más en la lista del guionista Kyle Killen. Constó de 13 episodios en la midseason de 2011/12 y partía de una premisa muy original; el detective Michael Britten tiene un accidente de coche con su mujer y su hijo y, desde ese momento, cada vez que se va a dormir, vive en dos realidades paralelas. En una, está viva su esposa y en la otra, lo está su hijo. Y, a veces, ambas realidades están de algún modo conectadas.

'Awake' alternaba al principio casos de la semana con la trama horizontal de la investigación que Britten hace de su accidente, y por qué vive su vida separada en dos, y el esquema no siempre cuajó con los mismos resultados. Pero es cierto que Jason Isaacs siempre fue un protagonista muy convincente, y la recta final de la temporada dejaba cosas muy interesantes sobre lo que le estaba pasando a Britten de verdad y hasta sobre lo que podía pasarle en el futuro. Visualmente, el salto entre las dos realidades estaba muy logrado con su diferente paleta de colores, y las visiones de Britten eran lo suficientemente extrañas como para intrigarnos. Merecía mejor suerte de la que tuvo.

En ¡Vaya Tele! | 'Awake', el misterioso rompecabezas de Britten

Mañana, la segunda parte.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio