Publicidad

'Chuck' vuelve sin perder el ritmo

'Chuck' vuelve sin perder el ritmo
15 comentarios

Publicidad

Publicidad

Lo han vuelto a hacer. En ‘Chuck’ tienen la costumbre de acabar temporada con algo que cambia totalmente el status quo de la serie hasta el momento y que nos hace preguntarnos si, en la temporada siguiente, ‘Chuck‘ volverá a tener la misma frescura de siempre. Y lo hacen tan bien que la respuesta siempre es un rotundo “sí”. Ha habido cambios (lógico, después de la season finale pasada), pero Chuck sigue siendo el mismo y la serie no ha perdido su encanto.

Y es que algo deben estar haciendo bien si es el único drama de la NBC que más o menos resiste en las audiencias. Sí, son cifras bajas (siempre rondando los 6 millones y 2.0 en la demo), pero se mantiene ahí y no baja. Precisamente esa estabilidad es la que ha hecho que, un año más, ‘Chuck’ vaya a tener temporada completa. Y, viendo los resultados desastrosos de otras series de estreno (como las ya canceladas ‘Outlaw’ y ‘Undercovers’) y con ‘The Event‘ desvaneciéndose a pasos agigantados, yo no descartaría que volviéramos a ver a ‘Chuck’ el próximo otoño. Quién nos lo iba a decir hace un par de años cuando casi nos la cancelan…

Ojo, porque a partir de aquí hay spoilers: comentamos el final de la tercera temporada y todos los capítulos emitidos hasta el momento de la cuarta. Si recordáis, el final de temporada pasada acababa con Sarah Ellie descubriendo la doble vida de su hermano y haciéndole prometer que iba a dejar el mundillo de los espías. Además, el Buy More acababa destruido y Chuck descubría que su padre tenía una base espía secreta en la que guardaba documentación sobre su madre desaparecida. Precisamente este último punto es uno de los pilares de las historias argumentales que hemos visto hasta el momento en la cuarta temporada.

Linda Hamilton, la actriz que interpretó a Sarah Connor en la saga de películas de ‘Terminator’, da vida a una señora Bartowski muy esquiva en los primeros episodios y el querer encontrarla es lo que mueve a Chuck, que la busca desesperadamente. El hecho de que esté relacionada con Volkoff, el malo malísimo actual tras la destrucción de The Ring, ayuda a que la trama avance, aunque he de reconocer que después han caído en la solución más fácil al marearnos un día sí y otro también con si realmente Mery Bartowski está del lado de los buenos o del lado de los malos.

Respecto al Buy More, también se nota que ha pasado a un segundo plano. En el primer episodio, vemos como pasa a ser un centro comercial super eficiente bajo la completa gestión por parte de la CIA (ver a la General Beckman como jefa in-situ de la tienda fue tremendamente divertido), para después volver a la situación inicial de siempre, con Jeffster siendo casi los únicos protagonistas allí. Quizás deberían haber mantenido el cambio durante más tiempo, ya que en mi opinión lo aprovecharon poco. Mención especial tiene el personaje de Greta, que han introducido esta temporada, y que es interpretado por un actor/actriz diferente en cada capítulo. Lo han hecho a modo de gag recurrente, aunque la verdad no le han sacado mucho partido… de momento.

chuck2.jpg

La pérdida del protagonismo del Buy More es en parte lógica teniendo en cuenta la evolución del personaje de Morgan. Antes, la mayoría de sus escenas con Chuck tenían lugar allí. Ahora, Morgan es casi uno más en el equipo de espías de Chuck, y la verdad es que nos regala muchas escenas divertidas cuando se junta con Casey. Y mientras Morgan cobra aún más protagonismo, el resto de secundarios (includos Ellie y Mr. Awesome) pasan aún más desapercibidos. Supongo que por cuestiones de presupuesto no podrán tenerlos a todos en todos los episodios, pero aún así se echan de menos.

Algo completamente distinto ocurre con los nuevos personajes que estamos conociendo y que demuestran que ‘Chuck’ es una de las series que mejor practica la técnica del stunt casting. Timothy Dalton, el que fuera en su día James Bond, estuvo genial en el último episodio, engañando a Chuck y a la audiencia por completo. Y atención porque próximamente también llegará Summer Glau, otra de las favoritas por los fans. También, y aunque no es nuevo, mención especial merece el personaje de “El Generalísimo”, que vuelve a aparecer por sorpresa y nos regala el que quizás sea hasta el momento uno de los capítulos más divertidos de ‘Chuck’.

Si algo se confirma en esta temporada es que toda la temática de los espías es una mera excusa para entretenernos con Chuck y con el resto de personajes, a la vez que evolucionamos y sufrimos con ellos. Por eso no me gusta decir que ‘Chuck’ es una serie de espías ni es una serie de acción (menos mal, porque con los recortes de presupuesto los efectos especiales cada vez son más cutres), sino que es una serie de personajes. Divertidos personajes que nos hacen pasar un buen rato también en esta cuarta temporada. Y tan sólo hay que ver el resto de series que tiene la NBC en parrilla para darse cuenta de que eso no es precisamente nada fácil.

En ¡Vaya Tele! | Un ‘Chuck’ vitaminado pero con la misma esencia

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios