Publicidad

'Suits', la personalidad es lo que importa

'Suits', la personalidad es lo que importa
9 comentarios

Publicidad

Publicidad


Lo reconozco, cuando una serie de USA Network sale a la palestra me lanzo instantáneamente a verla, y es que aunque la mayoría de sus series no son grandes obras maestras, siempre tienen un aire original que hace que su visionado valga la pena. Claros ejemplos de ello son ‘Burn Notice’, ‘White Collar‘ o la que nos atañe hoy, ‘Suits

Suits‘ es una serie de abogados pero alejada de todo procedimental, cuenta la historia de Mike Ross, una especie de genio con gran memoria fotográfica que un día, gracias a los azares del destino, se encuentra con Harvey Specter, uno de los mejores abogados de Nueva York, y que después de quedarse maravillados el uno del otro éste último decide tomar a Mike como pupilo en su bufete de abogados sin que haya estudiando nada sobre leyes (y sin que el resto lo sepan).

¿Qué tiene de especial esta serie? Sin lugar a dudas sus dos personajes protagonistas. Son dos personajes tan parecidos entre sí pero a la vez tan diferentes que te quedas enamorado del tándem que hacen. Por un lado tenemos a Harvey, un abogado de éxito que es ambicioso y orgullos pero que tiene un pequeño corazón que no deja ver a los demás. Y el otro, Mike, es un genio que se mete en un mundo que no conoce prácticamente nada y que tiene que usar todas sus armas para desenvolverse lo mejor posible. Son dos personajes con una gran personalidad y que si ya han dado mucho juego en tres episodios, no me imagino en que se pueden convertir en una temporada completa, sin duda es el mayor atractivo de la serie.

La serie tiene unos cuantos ingredientes típicos que la completan, desde el jefe inserte insulto aquí que quiere pillar al nuevo todo el tiempo, pasando por la dueña del bufete dura e inflexible y llegando incluso a personajes femeninos totalmente dispares, como son la ayudante legal que es la aliada de Mike (el nuevo) o la secretaria con gran caracter que puede dar mucho de sí. A esto también hay que añadirle una historia personal del protagonista algo imprevisible y un romance que quizás de algo de juego, pero que es más secundario que otra cosa.

En definitiva, ‘Suits’ es una serie que merece la pena, ya que es una historia de abogados pero totalmente diferente a lo que nos tenemos acostumbrados (no hay grandes juicios con grandes argumentos de por medio, al menos por ahora) y tiene dos personajes que de los estrenos que ha habido este año, para mí son de los mejores que nos han echado la cara. Si se tiene oportunidad de verla, yo lo haría porque es algo de lo que no arrepentirse.

En ¡Vaya Tele! | Verano 2011: nuevas series americanas (II)

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir