Compartir
Publicidad
‘Man in an Orange Shirt’: la mejor película de los International Emmy 2018 es un drama tan interesante como descompensado
Críticas

‘Man in an Orange Shirt’: la mejor película de los International Emmy 2018 es un drama tan interesante como descompensado

Publicidad
Publicidad

Nota de Espinof

La flamante ganadora del Emmy Internacional a mejor mini serie / película para televisión 'Man in an Orange Shirt' está disponible en Filmin hasta fin de año. Una muestra inmejorable de lo bien que se hacen las cosas en las producciones de BBC.

Escrita por el novelista Patrick Gale y dirigida por el especialista televisivo Michael Samuels, 'Man in an Orange Shirt' es un elegante telefilm dividido en dos partes que narra la tragedia que dos generaciones viven por la culpa, la injusticia y la vergüenza, pero también cómo el perdón es lo que nos hace humanos.

Casualidades de guerra

Durante sus primeros y ajustados sesenta minutos, Gale y Samuels nos regalan un relato vibrante, pura vieja escuela de la televisión británica, que demuestra cómo se graba la televisión en el país con más clase y elegante tradición televisiva del mundo.

El ayer

En el ecuador de la década de los 40, con la guerra tocando a su fin, dos militares homosexuales cruzarán sus destinos en un mundo donde no es posible mantener una relación como la que anhelan. Por si fuera poco, uno de los dos está por contraer matrimonio con una joven enamorada. Cuestión de supervivencia.

En apenas unos minutos el espectador queda perfectamente situado a través de las dos líneas temporales de la trama, ambas con los personajes principales excelentemente definidos. Todo ello, además, entre decorados naturales que no temen parecer un plató televisivo. Son las cosas del estilo, de un sello, al igual que las transiciones, la fina realización y el poco miedo a utilizar postizos cuando toca como si los personajes estuvieran sobre las tablas.

En la cabaña

Oliver Jackson-Cohen, el desgraciado Luke de 'La maldición de Hill House' y James McArdle y Joanna Vanderham, llevan sobre sus hombros la totalidad del drama y de la trama, como ese imposible triángulo amoroso en constante peligro de muerte o de vivir entre el más terrible dolor de corazón que nadie pudiera soportar. Esos sesenta minutos ambientados en el Londres de los 40 es suficiente para apostar por ella.

La cabaña en el bosque

Sesenta años después, nuestra herencia entra en acción, con dos generaciones separadas por la ira y la guerra, demostrando que, además de perdonar, el hombre es el único animal que tropieza sin parar en la misma piedra.

Tres generaciones

El nexo de unión de ambas tramas separadas por más de medio siglo es ni más ni menos que la excelsa Vanessa Redgrave, veterana de la BBC y que siempre tendrá un lugar en nuestros corazones inquietos como la Hermana Jeanne de 'Los Demonios', una de las obras maestras de Ken Russell.

Es una lástima, porque estos segundos sesenta minutos carecen de la emoción y del aire clásico de los primeros, pero claro, si algo podemos asegurar es que el glamour y la elegancia han dejado paso a las apps de citas y al sexo desenfrenado sin amor. Pero todo puede solucionarse, recuerda que no importa las veces que caigamos: siempre nos levantaremos a pedir perdón.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio