Compartir
Publicidad

RTVE quiere un código de autorregulación "puntilloso"

RTVE quiere un código de autorregulación "puntilloso"
21 Comentarios
Publicidad

"Más puntilloso" tiene que ser el código de autorregulación de la televisión según las palabras de la defensora del espectador, el oyente y el internauta de RTVE, la periodista Elena Sánchez, que tiene a punto un borrador que con toda probabilidad verá la luz este mes de julio, coincidiendo con parte de las vacaciones de los más pequeños de la casa, y es que las casi 7.000 quejas lanzadas por los telespectadores durante el año pasado avalan la necesidad de adoptar un código que, entre otras medidas, ahora establecerá la calificación de los programas durante toda la programación, y no sólo en horario infantil.

Y me pregunto yo qué consecuencias tendrá el (llamémosle) endurecimiento de un código calificado de "laxo" que incumplen sistemáticamente algunas cadenas que lo suscribieron en su momento. Y ya me respondo yo mismo, que voy sin frenos: aumentarán las denuncias contra esas cadenas y se hará evidente que el código de autorregulación es papel mojado. Poco más.

Poco más, porque las cadenas se ríen abiertamente de cualquier regulación que se les presente. Si ya se les cae la risa por los lados cuando les imponen una sanción por asuntos relacionados con sus ingresos por publicidad, que es la base económica de sus existencias, ¿qué no harán con las cuestiones relativas a la ética y a la protección de los espectadores más jóvenes?

Aviados vamos si creemos que se pueden regular los contenidos con un código ético aceptado por más o menos cadenas de televisión. Y menos, viendo el panorama actual, en el que los chavales a partir de diez años combinan al 50% el consumo de la tele tradicional con el consumo de tele a través de internet. Como ocurre en otros tantos campos, los valores de cada persona son algo demasiado serio como para dejarlo en manos de especialistas. Que cada palo aguante su vela y que cada padre eduque a sus hijos, porque ni las cadenas están por esa labor ni los especialistas en promulgar la ética de los medios se han enterado todavía de qué va el asunto en su propio sector.

Vía | El Mundo En ¡Vaya Tele! | Cumplir la ley no sale rentable en televisión

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos