Compartir
Publicidad

Aquellos maravillosos biopics musicales

Aquellos maravillosos biopics musicales
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace poco llegaba a nuestras pantallas 'I Feel Good: La historia de James Brown' ('Get On Up', Tate Taylor, 2014) que, como su título español bien claro indica, se trata de un biopic del famoso James Brown. Aprovechando dicho estreno vamos con una de esas listas sobre biopics de figuras musicales, legendarias o no.

Haciendo un extenso repaso por la historia del cine encuentro que el biopics musical no es un subgénero con demasiadas películas estimables. Cierto es que tampoco encuentro films desechables u olvidables, salvo muy contadas excepciones.

Así, pues, diferentes épocas, diferente música, y estilos cinematográficos distintos a merced dela fidelidad en las vidas que narran. Aunque también se ha sabido burlar esa tiranía que ofrece el "basado en hechos reales".

'Yanqui Dandy' ('Yanquee Doodle Dandy', Michael Curtiz, 1942)

Una de las obras maestras de su director, narra la historia y vida del mítico compositor, actor y bailarín George M. Cohan, bajo la piel del no menos mítico James Cagney, quien recogió su único Oscar por esta interpretación. No es para menos, el actor hace la que muy probablemente sea su mejor interpretación, alejada totalmente de su fama de tipo duro. Para los que no lo sepan, Cagney fue bailarín, y en esta película deja con la boca abierta.

'El trompetista' ('Young Man with a Horn', Michael Curtiz, 1950)

Doblete del gran Curtiz en esta selección, esta vez con la vida del trompetista de jazz Bix Beiderbecke. Sin llegar a la altura de la anterior un film directo, atrevido y con cierta dureza. El personaje de Lauren Bacall es lesbiana, una de las razones por las que la película tiene cierta fama. Ascenso y caída, como tiene que ser, de un genio marcado por su adicción al alcohol.

'Música y lágrimas' ('The Glenn Miller Story', Anthony Mann, 1954)

Anthonny Mann y James Stewart colaboraron juntos en varias películas, algunas de ellas míticos westerns que vaticinaron un cambio en el género. Aquí dejan las praderas y los revólveres a un lado y se adentran de lleno en la vida y gracia del genial Glenn Miller, aunque pasándose la historia un poco por allí abajo. No importa, el cine es siempre ficción. Otra muestra del gran talento de compenetración entre los dos artistas, y una banda sonora inolvidable. Prefiero los westerns, pero eso es otro tema.

'Quiéreme o déjame' ('Love Me or Leave Me', Charles Vidor, 1955)

Doblete de James Cagney en la lista, esta vez en el personaje de un gangster que consigue llevar a la fama a la cantante de jazz Ruth Etting, personaje a cargo de una más que sorprendente Doris Day, que realiza su mejor interpretación. La trama es ficción pura y dura. Dirige el nunca bien considerado Vidor, y tal vez hay un exceso de canciones, aunque algunos de los números musicales son sencillamente impresionantes.

'Amadeus' (id, Milos Forman, 1984)

Un éxito que se tradujo en ocho Oscars de la Academia de Hollywood, incluyendo mejor película y director. El espaldarazo definitivo para F. Murray Abraham, secundario de lujo, en el papel de Salieri. Obra y vida de Wolfgang Amadeus Mozart, al que da vida un algo histriónico Tom Hulce. Impresionante dirección artística y vestuario. Clint Eastwood quiso dirigirla. Curioso.

'Bird' (id Clint Eastwood, 1988)

Una de las mejores películas de Eastwood, considerada por el mismísimo Woody Allen como la mejor película jamás hecha sobre el jazz. Obra y desgracias del gran Charlie Parker, al que la palabra genio le queda corta, dando la oportunidad a Forest Whitaker a lucirse como nunca lo ha hecho. Impresionante narración, a ritmo de jazz.

'Tango feroz: La leyenda de Tanguito' (Marcelo Piñeyro, 1993)

Una película poco conocida, firmada por uno de los directores argentinos más interesantes del cine de aquel país. La vida y obra, realizada con una fuerte carga sentimental y llena de lirismo, del cantante de rock Jose Alberto Cruz, apodado Tanguito. Excelentes canciones, un canto a la vida, y la mejor interpretación de Imanol Arias en un personaje secundario inolvidable

'Jersey Boys' (id, Clint Eastwood, 2014)

No llega a la altura de la anterior, pero supone un film muy entretenido —los golpes de cierta parte de la crítica me parecen exagerados—, que narra el ascenso y caída de Frankie Valli y los Four Seasons. Rotura de la cuarta pared, realizando sutiles y magníficos juegos con la narración en primera persona, posible influencia de Scorsese, con quien Eastwood parece juguetear a homenajearse mutuamente desde los 80. Grandes canciones.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio