Compartir
Publicidad
Publicidad

'La caja' al cajón: otro fracaso para Telecinco

'La caja' al cajón: otro fracaso para Telecinco
Guardar
14 Comentarios
Publicidad

La caja, el programa que iba a revolucionar el late night de Telecinco con su propuesta de terapia psicológica, toma el camino de la cancelación desapareciendo de la parrilla y quedando a la espera de poder intentar mejorar datos otro día. En su lugar se emitirá una socorrida entrega de Diario de..., demostrando que en el fondo la cadena no se desvincula del espectáculo del morbo.

Pero no lancemos las campanas al vuelo. 'La caja' funcionó a base de bien, milagros del share, hasta que le adelantaron el horario y tuvo que competir con las apuestas de prime time del resto de cadenas. En la productora del programa tienen que estar contentísimos (modo ironía off), con la política de programación de Telecinco porque en sólo dos semanas les ha hecho desplomarse en audiencias. Ni el especial del 11-M ha servido para reflotar el espacio, que ya es decir.

'La caja' ha superado mis peores presagios en cuanto al morbo y al maltrato de la información. Estrenaron con el señor que intentaba superar la pérdida de sus familiares en el accidente de Barajas, después tuvieron a un chica anoréxica con la que pactaron un internamiento en un centro y lo último fue lo de las víctimas del atentado de Atocha. Estos son los casos que más han llamado mi atención y han estado salpicados de otros sucesos de distinto calibre (fobias, malos tratos...). En todos los casos la solución era la misma. Asociaciones de psicólogos y de espectadores han puesto el grito en el cielo y cualquiera con algo de sentido común puede percibir cómo el dolor ajeno se explota en beneficio propio.

Lamentable la puesta en escena y el mecanismo de resolución de problemas por simplista y demagógico, aunque para mí el verdadero problema es que revisten el tinglado con el concepto de salud y venden la idea de que ésa es una terapia que puede llevar a algún sitio más allá de un plató de televisión. No es culpa de ellos que haya tanta gente dispuesta a dejarse engañar pero se aprovechan de la situación y me parece que el resultado es un programa nocivo y contaminante. Si su retirada sirve para que replanteen la fórmula y ofrezcan algo más honesto, me alegro, aunque eso de rectificar no es un ejercicio que se practique demasiado en televisión.

Vía | Fórmula TV En ¡Vaya Tele! | 'La caja': pseudopsicología de baratillo y muchas lágrimas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos