Publicidad

'La famosa invasión de los osos en Sicilia': un delicioso cuento que va más allá del habitual final feliz
Críticas

'La famosa invasión de los osos en Sicilia': un delicioso cuento que va más allá del habitual final feliz

El cine francés de animación nos ha dado grandes alegrías durante los últimos años. Del país vecino han llegado títulos tan aclamados como ‘Ernest y Celestine’, ‘La vida de Calabacín’, ‘El malvado zorro feroz’ o ‘¿Dónde está mi cuerpo?’, por lo que conviene estar muy atentos a los trabajos que nos llegan de allí.

En esta ocasión es el turno de ‘La famosa invasión de los osos en Sicilia’, primer largometraje en solitario de Lorenzo Mattotti en el que adapta un cuento infantil de Dino Buzzati. Presentada durante el pasado Festival de Cannes, es una pequeña delicia que sabe cómo abordar con sencillez pero también elegancia e ingenio para llevar más allá lo que de entrada podía parecer un relato reservado para los más pequeños de la casa.

Fresca y sencilla

Osos Sicilia

‘La famosa invasión de los osos en Sicilia’ comienza como el relato que dos artistas circenses, padre e hija, cuentan a un oso que encuentran en la cueva en la que se han refugiado. En esta primera mitad, la película está marcada por un tono ligero, cercano en espíritu a esos cuentos dulcificados para llegar a un mayor público en lugar de sus versiones oscuras originales, aunque eso no suponga para nada sacrificar el encanto de lo que nos cuenta.

Todo arranca con la desaparición del hijo del líder de una manada de osos y cómo eso le afecta hasta que se abraza al rayo de esperanza de que haya encontrado refugio entre los humanos. Ahí es cuando ‘La famosa invasión de los osos en Sicilia’ resulta más sencilla pero también más fresca, ya que todo avanza a buen ritmo, planteando las motivaciones de sus personajes de forma clara y directa, apoyándose para ello en un trabajo de animación que va ganando vigor a medida que pasan los minutos.

De esta forma, ‘La famosa invasión de los osos en Sicilia’ comienza exhibiendo un look visual cercana a la que se podría esperar de unos niños con un don para el dibujo para ir progresivamente adquiriendo un matiz casi pictórico que dota al resultado final de una belleza innegable, alcanzando su punto álgido cuando la historia parece cerrarse por primera vez. Además, esos minutos funcionan de maravilla como fábula infantil sin sacrificar la necesidad de mantener el interés del público adulto.

La cara b del cuento

Invansion Osos

No obstante, Mattoti se muestra igual de interesado en lo que viene a continuación que en todo lo anterior, sin por ello dejarse llevar por los excesos que le permitían mostrar esa parte de los cuentos que se nos suele ocultar: qué sucede después de que todos sean felices y coman perdices. Pues que llega un punto en el que el aburrimiento de la gente puede hacer acto de escena y también el hecho de que haya quien no se conforme con su posición actual.

Ahí la película se vuelve un poco más oscura, pero nunca lo suficiente como para expulsar de la película a los más pequeños de la casa. La dificultad de que los osos mantengan sus rasgos diferenciados al integrarse con los humanos es la excusa para que su reflexión sobre el colonialismo sea más amplia y matizada. No me sorprendería que algunos espectadores vean esto como algo negativo, ya que el buen humor se enturbia al apostar por un enfoque menos convencional.

La famosa invasión de Sicilia por los osos (Colección El Bosque Viejo)

La famosa invasión de Sicilia por los osos (Colección El Bosque Viejo)

En mi caso, agradecí mucho esa cara b del cuento que propone la película, ya que funciona muy bien tanto de forma individual como en oposición a lo que hemos visto con anterioridad, sin olvidarnos de que sirve para recordarnos que los cuentos no tienen que seguir al pie de la letra esa estructura que hemos ido dándole con el paso de los años para que sean más digeribles.

En resumidas cuentas

‘La famosa invasión de los osos en Sicilia’ es una de esas películas de animación que ya raramente se hacen, pues últimamente todo se centra en divertir al espectador o en conseguir emocionarlo a través del mismo tipo de armas. Aquí se ofrece un dibujo más completo del tradicional cuento de hadas, apoyándose para ello en un estupendo trabajo de animación que nunca renuncia a exhibir la sencillez por bandera.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios