Publicidad

'Perdida': Ben Affleck y Rosamund Pike lo bordan en el fascinante thriller de David Fincher

'Perdida': Ben Affleck y Rosamund Pike lo bordan en el fascinante thriller de David Fincher
18 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los amantes del cine tienen una cita difícil de eludir esta noche a las 22:05, la hora elegida por Cuatro para emitir ‘Perdida’ (‘Gone Girl’), el potentísimo thriller dirigido por David Fincher a partir del best seller escrito por Gillian Flynn. Una cinta retorcida y fascinante repleta que en ningún momento se hace larga pese a que su duración se dispara por encima de las dos horas de metraje.

Estrenada tanto en España como en Estados Unidos durante junio de 2014, ‘Perdida’ cuenta cómo Nick (Ben Affleck) descubre el día de su quinto aniversario de boda que su esposa Amy (Rosamund Pike) ha desaparecido sin dejar rastro. De inmediato se inicia una búsqueda que no termina de encontrar ninguna pista sobre el paradero de ella, pero sí que deja claro que ese matrimonio era mucho menos feliz de lo que parecía.

En el fondo, ‘Perdida’ cuenta una historia que la empareja con ciertos thrillers televisivos de bajo nivel, pero hay que saber ver mucho más allá de lo superficial para encontrar un relato retorcido y muy bien construido que sabe cómo ir dosificando las sorpresas para mantener enganchado al espectador. Y encima sus virtudes van mucho más allá de eso.

Tan retorcida como genial

El dúo protagonista es otra de las grandes bazas de ‘Perdida’. Por un lado, tenemos a un Affleck impecable que nunca ha ofrecido una interpretación tan natural como la que ofrece aquí. Nick viene a representar la imagen de marido ideal que va resquebrajándose poco a poco hasta quedar claro que en realidad es una persona muy nociva que hasta cierto punto se merece lo que le está viniendo encima.

Por su parte, Pike fue justamente nominada al Óscar y la verdad es que yo se lo habría dado, pero acabó triunfando muy pronto la narrativa de que era el año de hacer justicia con Julianne Moore por ‘Siempre Alice’. No tengo nada en su contra, pero Amy era un personaje en el que darlo absolutamente todo y lucirse o la película podría venirse abajo, y Pike consigue elevarla incluso un poco más.

Además, los dos están muy bien acompañados, ya que incluso peculiares elecciones de casting como las de Tyler Perry y Emily Ratajkowski resulta de lo más acertadas. Por no hablar de las aportaciones de Neil Patrick Harris, Kim Dickens, Carrie Coon o Scoot McNairy. Además, el guion escrito por la propia Flynn comprende muy bien las fortalezas de la historia, ya que nadie mejor que la propia autores de la novela original para hacerlo.

Para el final queda el trabajo de dirección de David Fincher. Es uno de los cineastas norteamericanos más grandes de nuestro tiempo y aquí se mueve como pez en el agua, creando la atmósfera idónea para potenciar lo que nos está contando. Es cierto que quizá deja un poco de lado esos momentos de mayor lucimiento personal, pero lo hace en beneficio de un conjunto que difícilmente podría enganchar más.

Si por lo que sea no podéis verla durante su emisión en Cuatro, también tenéis disponible ‘Perdida’ en Netflix.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios