"Debería haber parado, pero eran divertidas de rodar". Michael Bay confiesa que Steven Spielberg le recomendó no hacer más películas de 'Transformers'

"Debería haber parado, pero eran divertidas de rodar". Michael Bay confiesa que Steven Spielberg le recomendó no hacer más películas de 'Transformers'
25 comentarios

Gustará más o menos —si me habéis leído por aquí, sabréis que soy un férreo defensor de sus exabruptos—, pero lo que es innegable es que la saga cinematográfica de 'Transformers' es una de las más rentables de todos los tiempos. Con sus seis entregas estrenadas hasta la fecha, valoradas en unos 1000 millones de dólares, la pugna entre Decepticons y Autobots ha amasado la friolera de 4.800 millones —y aún quedan varios largos en el tintero previstos para 2023 y 2024—.

Tres son multitud

Buena parte de culpa del éxito de 'Transformers' la tiene el maestro de la destrucción Michael Bay, firmante de las cinco primeras películas de acción real estrenadas hasta la fecha. Pero esto podría haber sido muy distinto si el director hubiese hecho caso a Steven Spielberg, productor ejecutivo de la saga, quien le sugirió que cerrase su periplo robótico una vez concluyese con la trilogía.

Así lo ha contado Bay durante una entrevista promocional de 'Ambulance', su próximo filme, con el medio Unilad UK.

"Hice demasiadas. Steven Spielberg dijo, 'para después de la tercera', y le dije que pararía. El estudio me rogó que hiciese una cuarta, y también recaudó mil millones. Y después les dije que no haría más. Y suplicaron otra vez. Debería haber parado, pero eran divertidas de rodar".

Aunque haya afirmado habérselo pasado bien filmando la saga, Bay ha reconocido que la primera parte le dio un poco de vértigo debido a la incertidumbre tecnológica que rodeó a sus rompedores efectos visuales.

"Era tecnología que no sabíamos si funcionaría, y después resultó ser muy exitosa. Fue la primera vez en la que los efectos digitales eran tan reflectasteis, así que marcaron un nuevo rumbo. Fue una experiencia divertida. Hizo más de 700 millones, eso son muchas entradas y muchos espectadores viéndola".

Pero ojo, porque, según el cineasta, los consejos de Steven Spielberg no se limitaron al número de cintas que debía rodar. Tal y como contó a la revista GQ, el Rey Midas de Hollywood fue quien le sugirió que despidiese a Megan Fox después de que la actriz criticase públicamente su exigente estilo a la hora de dirigir. Spielberg lo desmintió más tarde, pero el cambio de Fox por Rosie Huntington-Whiteley se hizo efectivo en 'El lado oscuro de la luna'.

"Steven dijo, 'Despídela ahora mismo'. No me dolió, porque sé que sólo era Megan siendo ella misma. Megan adora que la adulen, y lo hace de la forma equivocada. Lo siento, Megan. Siento haberte hecho trabajar 12 horas. Siento haberte hecho llegar a tu hora. No todas las películas no son suaves y calentitas".

Temas
Inicio