Publicidad

Zapping online: las webseries del mes (XV)

Zapping online: las webseries del mes (XV)
3 comentarios

Publicidad

Publicidad

Nada mejor para el calor que unas webseries frequitas como las de hoy. Aunque con la canícula los responsables de estas producciones andan de vacaciones (qué difícil juntar a un montón de profesionales que le quiten horas a su vida, por amor al arte), aún nos quedan novedades por descubrir mientras zapeamos por la red. Y como resultado, os traemos tres píldoras en formato de corta duración de nuestro 'Zapping online' con gente talentosa que lucha por hacerse un hueco en el superpoblado mundo de youtube.

El menú de hoy es bien variado: desde la políticamente incorrecta y adictiva serie-reality 'Vincent Finch' que ya se ha ganado detractores y fans por igual, hasta la cruda realidad de 'Sealand' pasando por la tragicomedia de actores profesionales en paro, 'Despechados'. Y es que las webseries parecen reproducirse por esporas. Cada vez son más los que deciden mostrar al mundo a Internet su profesionalidad y participar en este juego de likes, suscriptores y reproducciones. Nosotros encontramos las más interesantes, las visionamos y las analizamos, para luego recomendároslas y que sólo tengáis que darle al play y disfrutar. ¡No os quejaréis!

'Vincent Finch: diario de un ego', humor muy incorrecto en seis actos

Coge un poco de Kubrik, mezclalo con algo de François Truffaut y espolvorea dos cucharaditas de Lars Von Trier. El cóctel se llama Vincent Finch y sabe a cine. Que aproveche.

Un absoluto desprecio por la mediocridad de la gente común, que no comparte su genialidad. Gafapastas de colores sin cristales (los cristales son demasiado mainstream) y una moleskine bajo el brazo para apuntar sus ideas brillantes, como el remake de Esencia de Mujer desde el punto de vista del personaje de Al Pacino. Aires de cineasta trasnochado, anti-hype (aunque es un hipster), anti-multinacionales (excepto si se trata de Apple), sin filtros (defecó en la mesa de un productor), que se convierte en un ser despreciable desde el minuto uno. Pero que, precisamente por eso, es gracioso.

¿Pero quién es Vincent Finch, este ser tan reprobable? Detrás de 'Vincent Finch: diario de un ego' está Gahor, una pequeñísima (eso dicen) productora audiovisual, gestada entre colegas de facultad en Madrid que ya ha engendrado esta criatura bastarda, una comedia fresca, muy descarada y muy incorrecta; de hecho, ya hay colectivos ofendidos y no me sorprende, pero en esta entrada del blog de Eventiamedia (que participa en el proyecto) dan su versión. No se cortan en parodiar al típico ególoatra aspirante a cineasta con un personaje que resulta ser una burla, un ignorante, un intolerante, además de un ser muy bajo. Su principal ocupación es frikear en las redes y buscarse en google. No ha visto ni la mitad de las películas de las que habla (es carne de wikipedia). Para él, sólo hay "obras maestras" como Alien o "mierdas sobrevaloradas" (véase Casablanca). Vincent Finch no graba una boda, realiza un minidocumental sobre el rito de unión occidental. En realidad no ha hecho nada en la vida, sólo aparentar.

En sus ratos libres, dirige y protagoniza lo que han dado en llamar serie-reality u "ópera de lo enfermo", un experimento en seis actos (de unos quince minutos de duración) que aspira a emular, con la técnica del falso documental, a sitcoms como 'The Office' o 'Modern Family' (y parece que a 'Muchachada Nui', con su cabecera). Sin presupuesto inicial y tirando de amigos, e incluso de Concha, su asistenta. El resto es un enigma. Sobre todo que haya conseguido liar, entre otros, a Dani Mateo, Rober Bodegas, Alex O'Dogherty, Wyoming, Carlos Areces o al mismísimo rey del humor dadaísta, Joaquín Reyes, para que protagonicen cameos en los que Finch les deprecia. ¿Pero quién será Vincent Finch? Tenéis los seis actos de la primera y polémica temporada en su canal de youtube, amén de multitud de contenidos en su blog y su web. También podéis encontrarle en facebook donde cuelga "las mismas mierdas que vosotros".

'Despechados': porque a todos nos han dejado mal alguna vez

¿Pero cuándo empezó a ir mal lo nuestro?

¿Alguna vez te han dejado con un post-it en la nevera? ¿Cambiando el estado sentimental de Facebook? ¿Estás despechado? Tu historia podría ser ficcionada en 'Despechados', el canal de vídeo en el que los dejados descargan toda su ira hacia sus ex, contando las historias más patéticas y dolorosas, lavando los trapos sucios en la red. Cabalga entre el drama de unos personajes destrozados y la comedia suscrita al sarcasmo de sus palabras. Algunos pasan por todas las etapas del duelo en sólo cinco minutos. El resultado es un atlas de emociones humanas. Pero la comunicación no es unidireccional: recibirán la réplica de los que les dejaron, explicando sus motivos. Historias que se cruzan de una semana a otra, feedback de odio y reproches, unas veces, de victimismo patético otras.

Este es el punto de partida de esta webserie de escasos recursos, casi dogma: grabada íntegramente con webcams y móviles. Un sólo plano secuencia de monólogo donde el trabajo actoral y el guión cobran fuerza y superan la prueba con éxito (más en algunos capítulos, como el primero, que en otros). Precisamente esta webserie está creada y protagonizada por un elenco de actores profesionales afectados por la crisis de oportunidades que han decidido movilizarse y mostrar así su trabajo y su talento. Una forma más de sacarle todo el partido a esta nueva Comunicación 3.0. Y de paso, los despechados se despachan.

'Sealand', náufragos de la crisis

El Principado de Sealand es una micronación; un Estado auto-declarado pero no reconocido como entidad que proclama como su territorio una ex-plataforma marina de 550 m2 localizada en el Mar del Norte, a 10 kilómetros de la costa del Reino Unido.
Mucho más al sur, en el edificio de una comunidad de vecinos de Madrid, están empezando a sentirse en mitad de otro océano...

Un escritor de trilogías vampíricas inacabadas, vencido por el bloqueo del escritor primero y por la crisis económica después. El primer capítulo sirve para perfilar a este personaje principal, un náufrago en mitad de un océano, el de la cruda realidad. La realidad que vemos cada día en portadas de periódicos y escuchamos en conversaciones de bar. Alberto G. M. es un hombre deshauciado que decide quedarse a vivir en su portal. Esa será la excusa para introducirnos en su su universo y contarnos las historias de otros náufragos que también intentan sobrevivir.

Detrás de este proyecto, que sólo lleva tres capítulos (aunque buen ritmo para ser una webserie, pues estrenaron el 5 de junio) están la productora Cine Heroico y sobre todo Pablo González, creador, director y protagonista de la producción; un avilés amante del teatro que se pasó al cine con un largo en 2011 (participando con él en el Festival de Cine de Gijón) y a la producción libre y autofinanciada con esta webserie. Para Pablo, una historia que "reflexiona, en clave de humor y de ficción, sobre los problemas que nos acosan en estos tiempos. Es una obra surrealista, con tintes esotéricos e irreales, pero que tiene una notable carga de denuncia social". Su poso teatral se nota en la presencia de rostros conocidos sobre las tablas, como Beatriz Dávila y Fernando de Luxán.

¿Y vosotros? ¿Sois de los que os dejáis los cuernos en algún sueño audiovisual? ¿Habéis descubierto alguna webserie que sea un must? Pues nos lo podéis contar rellenando nuestro formulario de contacto. En este enlace nos tenéis bien fichados.

En ¡Vaya Tele! | Zapping Online

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir