Publicidad

"Lo especial de 'Crossing Lines' es el cruce de culturas", charla con William Fichtner

"Lo especial de 'Crossing Lines' es el cruce de culturas", charla con William Fichtner
1 comentario

El próximo 13 de septiembre, AXN estrena en España 'Crossing Lines', una co-producción internacional que NBC emitió este verano en Estados Unidos y que sigue a un grupo de especial de policías que, bajo el amparo del Tribunal Internacional de La Haya, persigue a asesinos que cometen sus crímenes en diferentes países europeos, atravesando fronteras y diferentes bagajes culturales. Uno de los protagonistas principales de la serie es William Fichtner, veterano actor estadounidense que se ha labrado una larga carrera gracias a secundarios de lo más diverso en el cine y que alcanzó cierto reconocimiento hace algunos años al interpretar al agente del FBI Alex Mahone en 'Prison Break'.

Fichtner pasó por Madrid para presentar la serie y, en un encuentro organizado por AXN y Birraseries, tuvimos oportunidad de poder preguntarle algunas cosas sobre su papel en 'Crossing Lines' y sobre otros aspectos de su carrera (ahora mismo tiene en cartelera, por ejemplo, las películas 'El llanero solitario' y 'Elysium'). En la serie, su papel es el de Carl Hickman, un ex policía de Nueva York que tiene ciertos problemas con la morfina por culpa de una mano que le quedó destrozada por un disparo, y al que un policía francés con altas conexiones recluta para su grupo especial de investigadores paneuropeo. Cada miembro del equipo procede de un país (hay un alemán, una francesa, una italiana, una inglesa y un norirlandés) y cada uno tiene unas cualidades especiales para el trabajo.

Una producción europea

'Crossing Lines' se rueda principalmente en Praga, pero el propio Fichtner apunta que "no recuerdo el año pasado los momentos en los que usamos una pantalla verde. Rodamos en las localizaciones donde se sitúan los episodios, aunque Praga se ha usado para imitar a otras ciudades". Sólo en el primer capítulo, la acción se desplaza de La Haya a Amsterdam y París (que es una de las localizaciones reales de la serie), y esa naturaleza transfronteriza del trabajo del equipo del mayor Louis Daniel es lo que más destaca el actor:

Lo especial de 'Crossing Lines' es este grupo transcultural, cada uno tiene su experiencia nacional.
crossinglines

Carl Hickman se une al grupo para ayudarles a atrapar a un asesino en serie que ha actuado ya en cuatro países, y las peculiaridades del personaje y el guión de los dos primeros capítulos convencieron a Fichtner para tomar el trabajo y mudarse durante cuatro meses y medio a la República Checa. "Vi que Hickman tenía potencial para ser uno de los mejores personajes de mi vida", explica sobre lo que más le interesó del proyecto, añadiendo que "entre el tipo bueno bueno, y el tipo bueno bueno con problemas, elijo el segundo". Quizás por eso da la sensación de que ha hecho muchas más veces de villano en su carrera, a lo que también responde que "siempre me preguntan si alguna vez dejará de hacer de malo. Yo les digo "cállate", un tercio de las películas que he hecho son comedias, y me lo paso en grande".

El equipo está ya rodando la segunda temporada en la capital checa, de la que el actor apunta que "Praga en febrero es como estar en la Antártida", y también señala que está disfrutando la experiencia de rodar en Europa, donde el proceso de producción de una serie no es tan diferente del que se sigue en Estados Unidos. "Rodar una serie es muy duro, nunca tienes suficiente tiempo, y es igual que en Estados Unidos", explica, y apunta además que "la preparación tiene que estar ahí (antes de empezar a rodar). Si no estás preparado, no seguirás trabajando muchos más días. Haz tus deberes y ve a trabajar. No es tan diferente (rodar en Europa), pero las localizaciones son más bonitas".

Fichtner adelantó que está preparando el guión de una película que quiere dirigir el año que viene, cuando termine el rodaje de la segunda temporada de 'Crossing Lines', y se mostró muy abierto y dispuesto a responder a todas las preguntas de los asistentes. La serie, por su parte, apunta a ser un policiaco más bien convencional en el que su principal elemento diferenciador es justo ese cruce de fronteras y culturas durante las investigaciones.

En ¡Vaya Tele! | Verano 2013: Nuevas series americanas (II)

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios