Publicidad

'Away': Netflix nos lleva al espacio en un eficaz y melancólico drama de astronautas que se ancla demasiado en la Tierra
Críticas

'Away': Netflix nos lleva al espacio en un eficaz y melancólico drama de astronautas que se ancla demasiado en la Tierra

Esa última frontera que es el espacio está volviendo a captar el interés de los guionistas con nuevas epopeyas dramáticas. Y Netflix no es ajena a esto y nos propone 'Away', una serie de diez episodios que nos sube a bordo de la primera misión tripulada rumbo a Marte.

Hilary Swank ('Million dollar baby', 'Trust') interpreta a Emma Green, comandante de esta misión internacional, cuyo puesto se pone en entredicho tras un incidente en la base lunar. Esto se une a que en los días previos a la partida desde el satélite su marido (Josh Charles) sufre un derrame cerebral.

Con esta premisa, la acción se divide entre la Atlas (la nave) y lo que su tripulación deja atrás. Principalmente la evolución de la familia de Green. En el reparto principal se completa con Vivian Wu como Lu, Mark Ivanir como Misha, Ato Essandoh como Kwesi, Ray Panthaki como Ram y Talitha Bateman como Lex.

Entre la Tierra y Marte

Habiendo terminado de ver (se me habían quedado "colgando" un par de episodios) 'Para toda la humanidad', me resulta algo difícil no comparar la serie de Netflix con la de Apple TV+ por todo lo que comparten (incluyendo algún actor). Sobre todo porque ambos dramas insisten mucho en poner nuestra atención ya no en las estrellas, donde los intrépidos pioneros viven, sino más en la Tierra.

Sin embargo, si la creación de Ronald D. Moore se sumerge en una ucronía ambientada en la guerra fría y en las decisiones de la NASA para intentar ganar la carrera espacial en una serie bastante más política y social; la propuesta de Andrew Hinderaker aboga más por el drama familiar en su vertiente terráquea.

Esto causa cierto desequilibrio entre lo mundano y lo espacial. El interés que generan las escenas de la familia de Emma es abismalmente menor que las propias vivencias de la comandante y su tripulación, sus complejas relaciones y las emergencias que viven al bordo de la Atlas.

El diseño de personajes tampoco es que sea excesivamente cuidado y nuestra heroína queda más genérica de lo que debería. Su presentación, de hecho, se encarga en recalcar que es "una madre que va al espacio". En este sentido creo que 'Away' abunda en arquetipos desarrollados lo suficiente como para dar combustible y que la serie funcione.

Y lo hace. El equipo detrás de la serie tiene buenas tablas a la hora de elaborar drama y de proporcionar esos momentos mágicos que hacen que, por un motivo u otro queramos seguir viendo capítulo tras capítulo. 'Away' es refrescantemente directa, melancólica y, sencillamente, eficaz.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios