Compartir
Publicidad

Estrenos de cine: cartas de amor al cine, tiburones cabreados y veranos catárticos

0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¡Paren las rotativas! ¿Se sigue diciendo eso..? Bueno, si ha quedado un poco obsoleto y rancio da igual, porque casi cualquier cosa —sobre todo si está relacionada con el ámbito cinematográfico— va a quedar eclipsada este fin de semana por el estreno de la flamante novena película de Quentin Tarantino, que encabeza los estrenos adelantados de este 15 de agosto de 2019.

Junto al regreso del maestro, esta semana no destaca especialmente por el número de ofertas, llegando únicamente a nuestras salas cuatro nuevos largometrajes que incluyen la secuela de la divertida y disparatada 'A 47 metros', lo último de Valeria Bruni Tedeschi y el regreso de Jonás Trueba.

'Érase una vez en... Hollywood' ('Once Upon a Time in... Hollywood, 2019)

A favor: 'Érase una vez en... Hollywood' no es tan sólo la novena película Quentin Tarantino, es LA PELÍCULA de Quentin Tarantino. Una producción que el autor parece haber soñado con realizar desde siempre, lo cual se nota en el mimo volcado en todos y cada uno de sus aspectos formales y narrativos. Una experiencia divertidísima, rebosante de estilo y, sobre todo, de maestría cinematográfica. 

En contra: Me cuesta horrores poner algo en contra en este apartado, así que tiraré por lo obvio: si no te gusta el estilo de Quentin Tarantino, su gusto por los excesos, y pasar casi tres horas sentado delante de un largometraje, ni te lo plantees. 

Crítica en Espinof: 

'A 47 metros 2' ('47 Meters Down: Uncaged', 2019)

A favor: Si eres de los que, como servidor, disfrutaron del divertido y descerebrado disparate subacuático de la primera 'A 47 metros', probablemente encuentres en esta secuela otra dosis de mala uva y momentos para reír a mandíbula batiente con complicidad.

En contra: Hay que ser plenamente consciente de la oferta que nos hace Johannes Roberts, y como nos la tomemos con demasiada solemnidad, podríamos acabar aborreciéndola, porque no deja de ser una producción de serie B con todas las limitaciones asociadas a ello.

'La casa de verano' ('Les estivants', 2018)

A favor: Los fieles seguidores de Valeria Bruni Tedeschi —que los hay, y muchos— sabrán disfrutar de las poco más de dos horas que dura su nueva película, en la que se perciben todos los sellos habituales de su filmografía. Su ligero tono satírico y la construcción de sus personajes son sus mayores virtudes.

En contra: Dentro de la extensa carrera de Bruni Tedeschi, 'La casa de verano' podría ser considerada como una obra menor, dejando su crítica social algo eclipsada por un sentido del humor con el que no es demasiado sencillo congeniar.

'La virgen de agosto' (2019)

A favor: Las más de dos horas que dura lo último de Jonás Trueba conforman una de las mejores y más sensibles experiencias que nos ha dejado últimamente el cine español, rebosante de estilo y de talento, tanto en lo cinematográfico como en lo interpretativo.

En contra: Pese a su alto nivel, es una producción lo suficientemente especial en su tono y estilo como para que no todos los espectadores puedan disfrutarla y digerirla plenamente. 

Crítica en Espinof: 'La virgen de agosto': una crónica de la nada veraniega de demoledora sencillez

Las recomendaciones del equipo de Espinof

Víctor López G.: 'Érase una vez en... Hollywood'. Se habla mucho sobre "cartas de amor" al séptimo arte y odas al medio cinematográfico, y, en efecto, puede que haya muchas, pero ninguna tan pura, auténtica y visceral como la que Quentin Tarantino ha articulado en su fantástica novena película. Un festival de excesos, estilo, cinefilia y pasión por la cultura pop que, una vez superadas sus casi tres horas de duración, invita a desear vivir eternamente en su mágico universo alternativo de 1969. Es por cosas así que amamos el cine.

John Tones: 'La virgen de agosto'. Un canto a la sencillez veraniega camuflado de crónica de la excepcionalidad y, a la vez, cotidianidad de la primera quincena de agosto en Madrid. La nueva película de Jonás Trueba y su peculiar forma de enfocar el trabajo de los actores da pie a una propuesta perfecta para quienes comprenden la singular mística de las grandes ciudades en los meses estivales.

Kiko Vega: 'Midsommar'. Es slasher, es horror de campiña inglesa sueca y es un psicodrama poderoso. Es un clásico pez fuera del agua. Una 'Trampa para turistas'. Como ''Hostel' si Eli Roth hubiera estudiado. Y Aster se lo toma con calma. Se permite el lujo de incluir un  prólogo que podría pasar por uno de sus cortometrajes pre-Hereditary. Y todo para hacer daño. Porque, en realidad, 'Midsommar' es terapia contra el dolor. Contra la pérdida. Tal vez estamos ante el creador del "posthorror".

Os recordamos que también podéis ver nuestras recomendaciones de la semana pasada y de la anterior, por si alguna de nuestras seleccionadas no llega a los cines de vuestra localidad o queréis alguna otra alternativa.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio