Qué ver en HBO Max: un apasionante desafío a la rigidez del biopic con Natalie Portman dando vida a una figura clave de la política americana
HBO

Qué ver en HBO Max: un apasionante desafío a la rigidez del biopic con Natalie Portman dando vida a una figura clave de la política americana

La construcción del legado llega a ser muy importante para algunos. Hay gente que trata de hacerlo, aunque sea inconscientemente, a través de la creación de descendencia que, espera, de continuidad a unas ideas o un patrimonio. Los pocos, tratan que el legado sea continuado con una buena colocación de las piezas que componen su trayectoria. Aunque sean relativamente recientes -dentro de los millones de años de historia que tenemos-, los biopics son una de esas piezas.

Es por ello que la mayoría tienden a la rigidez. A seguir una misma estructura convencional y, casi siempre, esquivando asuntos más espinosos para no manchar la figura en cuestión. Por ello resulta tan refrescante y singular una película como 'Jackie', protagonizada por una inmensa Natalie Portman y que se ha incorporado estos días al catálogo de HBO Max -aunque antes ya la podíamos disfrutar a través de Prime Video y de Filmin-.

Que miren lo que se ha hecho

Portman da vida a Jacqueline Kennedy, la Primera Dama de los Estados Unidos durante el mandato de John F. Kennedy, interrumpido violentamente con un magnicidio en Dallas en noviembre 1963. La película se centra justo en los días posteriores a dicho asesinato, en cómo Jackie procesa no sólo la muerte de su marido sino que trata de estar pendiente de cómo afecta a sus hijos y cómo el país reacciona ante la muerte de su líder.

También sigue la extraña determinación que la guía para ayudar a configurar el legado del difunto presidente, que su mandato no quede únicamente manchado por una tragedia final sino que el nombre de Kennedy tenga un significado que sea recordado durante generaciones. La película va teniendo diferentes saltos entre los eventos de dichos días, así como algunos viajes al pasado de Jackie para darnos un mejor entendimiento de su estado mental durante dichos eventos.

Pero no esperéis el clásico relato de superación, de aspiración y de crecer desde bien joven hasta el punto culminante, con varios altibajos bien medidos. Lo que hace Pablo Larraín esquiva convencionalismos clásicos de esta clase de películas, queriendo hacer un estudio de personaje más concienzudo y hasta tratar de reflejar un estado de ánimo. A través de atrevimientos formales y narrativos crea un interesante ejercicio que luego desarrolló también -incluso con mayor acierto- en la reciente 'Spencer'.

'Jackie': canción fúnebre

Con esto no se centra en reflejar la vida de una mujer interesante y relevante históricamente, sino que quiere llegar a las complejidades emocionales derivadas del duelo. 'Jackie' llega a ser una interesante canción fúnebre, tan demoledora como también extrañamente elusiva. Muchas veces notas como se te escapa de entre los dedos, aunque no puedas dejar de verla un solo segundo.

A ello, por supuesto, contribuye una Portman realmente excelente. A pesar de que ya nos acostumbra a destacar en cualquier proyecto al que se suma, y su mera presencia ya nos garantiza algo poco habitual o esperable, logra algo realmente excepcional en la construcción de este complejo personaje.

Cineasta y actriz logran colaborar de maravilla en una obra desafiante y quizás imperfecta, pero preferible al enésimo film acomodado que busca complacer a la figura histórica de turno o sus herederos.

Temas
Inicio