Publicidad

'Malviviendo' en la web, ¿"bienviviendo" en la tele?

'Malviviendo' en la web, ¿"bienviviendo" en la tele?
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hay una verdad muy cruda, muy chunga y bastante fastidiosa que revela que las televisiones no compran ningún proyecto, ni bueno ni malo, ni caro ni barato si no viene de la mano de una productora con reconocida solvencia (y ahora mismo, ya ni eso, un proyecto, sólo sobre papel, sin un piloto, es como presentar la carta a los Reyes Magos, pero eso sería tema para otro artículo). Entonces, ¿dónde quedan las oportunidades para esa gente que tiene una buena idea, pero ni un duro en el bolsillo y necesita que alguien le tienda una mano para mostrar lo vale?

Hay algunos, emprendedores los llama el mercado, locos de la vida algunos otros, que cuando no consiguen que un señor con traje y corbata siquiera les escuche, se lían la manta a la cabeza y se lo acaban montando ellos mismos, junto con colegas, compañeros o familiares. Y así nacen productos como ‘Malviviendo‘, una de las webseries más vistas y populares del panorama español, que se puso en pie en 2008, que cuenta con dos temporadas y veinte capítulos y que hoy, 27 de abril, a las 00:15, dará el salto a la televisión, de la mano de TNT.

Esfuerzo, pasión y solidaridad

Durante los cuatro años que la webserie ha estado funcionando, el equipo que David Sainz (creador, productor, guionista e intérprete del personaje El Negro) consiguió aglutinar a su alrededor ha vivido una sensación agridulce. Sin duda, las buenas críticas y el apoyo generalizado de los usuarios de Internet, un público difícil, mucho más que disperso, son una recompensa para una serie que nació sin las posibilidades de promoción que tienen otros. Pero la falta de dinero para seguir adelante siempre ha sido un problema para la productora Different, algo que les llevó a plantear durante un tiempo el crowfunding (un persona no me da 5.000 euros pero 5.000 personas sí me pueden dar un euro) o a anunciar, como os contó nuestra compañera Kyra, un adiós temporal a su serie en espera de nuevos inversores.

malv

Los mismos creadores explican siempre que grabaron el piloto con apenas 40 euros. Lo cierto, se mire como se mire, es que este grupo de chicos ha conseguido hacer un trabajo más que digno sin dinero y contando sólo con la solidaridad de los que hacen el esfuerzo de arrimar el hombro gratis, entre otras cosas porque creen en el proyecto y lo consideran suyo también. Ahora, los sevillanos tienen la oportunidad de mostrar su trabajo en televisión. ¿Y eso qué significa?, ¿les pagarán una tercera temporada? ¿Y entonces tendrán que bajar la cabeza y adaptar sus contenidos a ciertas exigencias del mercado?, ¿no sería entonces mejor seguir siendo libres? ¿cómo va a ser mejor si yo lo que quiero es poder vivir de este trabajo? Ay, qué líos más grandes.

Las claves de su éxito

Las apretadas condiciones que vive el sector audiovisual están “favoreciendo” que cada día surjan nuevos creadores que deciden mostrar su trabajo en Internet, a traveś de una webserie. Las hay de risa, de amor, de misterio, para todos los gustos y colores, algunas consiguen sacar la cabeza y otras no, ¿qué tiene ‘Malviviendo’ para que desde su nacimiento contara con el favor del público internauta?

Nació como un producto distinto, original, concebido de una manera muy autoral, sin concesiones a lo que se supone que el espectador espera de una ficción, dejándose llevar únicamente por los buenos instintos de gente que cree en una idea. Las historias que protagonizan los capítulos son cotidianas y entretenidas y su única pretensión es divertir no sólo a los que las ven sino también a los que las realizan. El uso de actores no profesionales sirve para dar frescura y credibiliad a unos personajes bastante alocados pero también reconocibles por todos en muchos aspectos. Además, cuenta con un estilo visual, un ritmo y unos alardes de montaje que ya quisieran muchas ficciones de prime time.

Porque hacer algo divertido no quiere decir (o, al menos, no debería) grabar cualquier cosa, soltar el primer chiste que se me ocurra y pretender que sea un éxito porque todos mis amigos compartan en su muro de Facebook. ‘Malviviendo’ es una serie cuidada y elaborada. Se trabajan las estructuras, los giros, los diálogos, y un segundo visionado nos ayuda a advertir detalles que tal vez pasaron desapercibidos en un primer momento. Se incluyen contenidos que suponen guiños para los más avispados, como la referencia al anime ‘Death Note’, o el obsesivo uso del número 13. Por no hablar de las parodias que hacen de programas de televisión y películas, como ’21 días’, ‘Trainspotting’, ’28 días después’…

Y para los más seriéfilos, ya es un clásico la “mutante” cabecera de ‘Malviviendo’ que, en cada capítulo, hace referencia a una serie diferente, con las dificultades de producción que eso supone, y que nos han permitido ver homenajes a ‘Dexter‘, ‘Mad men’ o ‘The IT Crowd‘. Y otro punto que han podido sumar con el tiempo, fruto de un trabajo bien realizado, es una gran cantidad de cameos de personajes conocidos como Jorge Cadaval, Dani Martín o Juan y Medio.

Así que ya lo sabéis, si no la habéis visto nunca, y queréis dar una oportunidad a una ficción española, diferente, bastante políticamente incorrecta y hecha desde el más puro entusiasmo, no olvidéis que la cita será los viernes y los sábados en TNT. Personalmente, les deseo toda la suerte del mundo, aunque sólo sea porque lo han intentado, y eso ha servido de empujón para muchos otros con muchas otras cosas que contar.

En ¡Vaya Tele! | ‘Malviviendo’ da el salto a la televisión a través de TNT

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios