'Westworld': la notable serie de HBO sigue dando una dosis vibrante de ciencia ficción en su temporada 4 pero se dispersa
Críticas

'Westworld': la notable serie de HBO sigue dando una dosis vibrante de ciencia ficción en su temporada 4 pero se dispersa

Parece una tontería, pero a pesar de estar teniendo pausas de series bastantes largas, los dos años y poco que hemos estado sin 'Westworld' se han hecho algo más largos que con otras ficciones. Ayuda a esa percepción ese secretismo que siempre rodea a la trama y que hasta hace unas semanas no tuviésemos imágenes de la temporada 4.

Pero por fin llegan a HBO Max, este próximo domingo (lunes en España), los nuevos episodios de la serie de ciencia ficción. Capítulos que (he podido ver los cuatro primeros), van a invertir su tiempo en construir su trama para situarnos tras un salto temporal importante.

Después de lo que vimos al final de la temporada 3 —o más adecuadamente, en las escenas poscréditos— Jonathan Nolan y Lisa Joy nos sitúan unos siete años después para descubrir en qué han estado invirtiendo este tiempo Charlotte (Tessa Thompson) y William (Ed Harris).

El gran reemplazo

Sin entrar en demasiados detalles, este sendero de venganza parece una suerte de "invasión secreta". Casi como abrazando esas teorías conspiranoicas del gran reemplazo, Charlotte tiene un plan para hacerse con el control de la humanidad suplantando a personas clave por androides.

Aquí se encontrarán con dos obstáculos como Maeve (Thandiwe Newton) y Caleb (Aaron Paul), que unen de nuevo sus fuerzas cuando se ven en caza y captura. Por otro lado tenemos a Bernard (Jeffrey Wright) despertándose de su periplo por Sublime.

Quizás, esta temporada 4 comience más reposada que de costumbre. Que tampoco es que antes la serie fuese acción pura, pero sí que Joy y Nolan se toman su tiempo para situar a los personajes y situarnos a nosotros. Algo lógico porque, como ya he dicho, hay un buen salto temporal entre esta temporada y la anterior.

Sin embargo, creo que no logran presentar esta nueva situación de manera realmente atractiva o, al menos, equilibrada. Un ejemplo lo tenemos en Christine, el nuevo personaje de Evan Rachel Wood, que vive su propio misterio y, si bien podemos oler por donde "van los tiros", falta algo de gancho a su trama.

Entrando en inercia

Westworld Paul Newton

El fallo aquí es que en este nuevo ciclo de la serie esta acusa de cierta dispersión y no parece demasiado claro qué nos quieren contar los guionistas en estos episodios. Los elementos clásicos de la serie (tanto de trama como de temática) que nos conquistaron durante años siguen presentes, pero el rumbo es algo errático, la panorámica desdibujada.

Que no quiere decir que esta temporada 4 sea aburrida. Nada más lejos de la realidad. 'Westworld' continúa siendo una muy buena serie de ciencia ficción con un mundo futuro realmente fascinante y un argumento que, por lo general, sigue siendo bastante interesante.

Pero hay cierta inercia en el desarrollo de esta primera mitad de la temporada. Me recuerda, en ese sentido a 'El cuento de la criada' que, si bien sigue sabiendo ofrecer muy buenas dosis de televisión, navega desde hace tiempo en una dinámica que no la beneficia demasiado.

Westworld Wood

Esperemos que este no sea exactamente el caso. Pero sí que tengo la sensación de que los que tras la temporada 3 tenían sus reservas sobre la serie, este regreso puede que dé la excusa necesaria para abandonar.

No será mi caso porque sigo disfrutando bastante a pesar de que reconozco que no está en su mejor época. En definitiva, 'Westworld' regresa con una temporada 4 pausada, ligeramente vibrante pero irregular a su vez. La falta de un misterio potente o con gancho la hace algo más desapasionada que de costumbre.

Temas
Inicio