'La casa del dragón' (1x04): "First dates" a la hora del búho en un episodio que abre una brecha insalvable en la corte del rey
Críticas

'La casa del dragón' (1x04): "First dates" a la hora del búho en un episodio que abre una brecha insalvable en la corte del rey

Un lunes más, tenemos cita en HBO Max con el episodio pertinente de 'La casa del dragón' (House of the Dragon) en lo que la ficción sigue incidiendo en la no tan cierta sucesión del rey Viserys (Paddy Considine) en la figura de su hija Rhaenyra (Milly Alcock). Algo que tiene sus detractores y que provoca un a un momento de esos en los que no hay vuelta atrás.

Por cierto, a partir de aquí, spoilers de 'El rey del mar angosto', el episodio 1x04 de la serie.

Y es que, tras vivir la cacería (y el simbólico venado) del episodio anterior, queda resolver uno de los dolores de cabeza de la corte: con quién se va a casar la princesa. Este capítulo comienza, por tanto, con la heredera Targayen conociendo a sus pretendientes. Como podemos imaginar, no encuentra a nadie "interesante".

El rey del lupanar

Daemon Matt Smith Red Keep Throne Room 1x04

De regreso a Desembarco del Rey, somos testigos del retorno de Daemon (Matt Smith), tras derrotar al Benefactor de los cangrejos y ser proclamado rey del Mar angosto. Lo que podría haber sido un tenso reencuentro con su hermano tras tanto tiempo, pronto se torna en reconciliación. La llegada no pasa, desde luego, desapercibida para su sobrina, quien se ve impelida a una excursión nocturna por los callejones de la ciudad.

Un momento en el que se ve libre de presiones mientras descubre cómo es vista por el vulgo. Una clásica puesta de pies en la tierra que evoluciona hacia nuevos lares cuando ella y su tío tienen un momento de calentón. Decepcionada porque él no ha querido ir más allá, Rhaenyra regresará a palacio para seducir a Ser Creston.

Si el anterior episodio ponía el peso más bien en las responsabilidades del poder y su ejecución, en este el guion de Ira Parker incide en el plano sexual y afectivo en una protagonista que vive en la dicotomía entre el deseo y el deber.

La caída de la torre

Viserys Paddy Considine Otto Hightower Rhys Ifans Valyria Model Room Red Keep 1x04

No tardaremos mucho en saber que la escapada nocturna con Daemon ha tenido testigos y Otto Hightower (Rhys Ifans) será quien ponga en conocimiento del rey la rumoreada pérdida de la doncellez de su hija. Evidentemente, esto no causa ninguna gracia en el monarca.

Y es aquí, en este momento (o en esta parte del episodio) de conversaciones entre uno y otro, entre este y aquella, cuando los mecanismos de los jugadores del juego de tronos targaryenil giran y giran. Ideas algo envenenadas se meten en las cabezas pertinentes y se iluminan momentos juzgados como inocentes años ha como jugadas insidiosas.

Instigado por una Rhaenyra consciente de que la Mano del rey no la quiere en el trono, Viserys se ve en una crisis de fe. O, más bien, de ver que son los más cercanos a él los que conspiran contra sus deseos. Esto, el deponer a Hightower, abre una brecha sin duda insalvable en el futuro.

Me atrevería a decir que este episodio de 'La casa del dragón' es uno que marca un antes y un después en la serie de HBO. Tanto que, me temo, sus consecuencias se van a notar mucho en los siguientes. De momento, tendremos que ver cómo sienta a Alicent la suerte de su padre; también, qué pasa con el previsto matrimonio de Rhaenyra con Laenor Valeryon.

Eso lo sabremos la semana que viene con un quinto episodio que pondrá fin a un primer acto de la serie, antes de saltar varios años (más de lo que estamos acostumbrados). De momento, tenemos otro más que sólido episodio lleno de las intrigas palaciegas que tan bien se les da a los guionistas de la franquicia.

Temas
Inicio
Inicio