Compartir
Publicidad
El final de 'Érase una vez en... Hollywood': así ha manipulado la realidad Quentin Tarantino
Directores y guionistas

El final de 'Érase una vez en... Hollywood': así ha manipulado la realidad Quentin Tarantino

Publicidad
Publicidad

El desembarco de la novena película de Quentin Tarantino nos ha hecho olvidar que existe vida más allá de los superhéroes, los remakes live action y los blockbusters multimillonarios en nuestras carteleras. Y, para muestra, ahí está una taquilla en la que 'Érase una vez en... Hollywood' ha superado a 'Mascotas 2', 'El rey león' o 'Fast & Furious: Hobbs & Shaw'.

¡Ojo, que vienen spoilers!

Por supuesto, no todo el mundo ha congeniado con lo último del señor Tarantino y sus casi tres horas de, como a mi me gusta llamarlo, "arte de no contar nada", en las que cuenta demasiado sin que casi nos demos cuenta; siendo uno de los mayores reclamos del filme el modo en que su máximo responsable retuerce la realidad diseñando un agosto de 1969 a su medida.

Y es precisamente de esto de lo que os voy a hablar en nuestro nuevo vídeo, una suerte de "final explicado" en el que doy un repaso al demencial clímax de 'Érase una vez en... Hollywood' y recapitulo los hechos reales de la madrugada del 8 al 9 de agosto del 69 para, después, ponerlos frente a frente con los del delicioso universo alternativo de Quentin Tarantino.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio