Compartir
Publicidad
Publicidad

Mis secuencias mágicas de cine: Lee Marvin y 'Wandering Star'

Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Mi descubrimiento del cine fue más de videoclub que de las propias salas. Por eso, cuando encontré una película con Lee Marvin y Clint Eastwood, y con la belleza de Jean Seberg, la alquilé sin dudar, era poco más o menos que esperar un disfrute de acción y entretenimiento. Y más con un western. ¿Musical? Sí, pensé, pero seguro que está bien, dejándome lllevar por los nombres de los actores protagonistas.

Me confundí, pero que bien vino. Se trata, el cine que perdura nunca vive en el pasado, de ‘La leyenda de la ciudad sin nombre', un musical, diferente sin grandes bailes, socarrón, al que uno regresa siempre que puede para tararear ese glorioso tema que es ‘Wandering Star' (aquí la versión en español), y a poder ser, con la voz ronca de Lee Marvin.

Esta película es obra y gracia de Lee Marvin, al que se adora su truhán y egoísta, pero de gran corazón, personaje. Alguien que vive al día, hasta que entiende que donde vive ya no es su sitio.

Conozco poca gente que no se detiene a tararear 'Wandering Star' cada vez que la escucha. Es su marca. Oír sus acordes y pensar, 'La leyenda de la ciudad sin nombre'. Uno no sabe si es la secuencia o la canción. Que más da. Es de las películas que entran en el hueco de aquellas que no defraudan. De aquellas que forman parte de tus recuerdos cinéfilos de juventud... Yo también lo hice, cantemos, "I was born under wandering star..."

Vía | Mangas verdes En Blogdecine | Películas para cantar y bailar

Mis secuencias mágicas en blogdecine:

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos